10 Últimos

lunes, 31 de agosto de 2009

Nuevas estrategias, organizaciones civiles

Hay que leer e interpretar las encuestas, pues como nos lo han dicho hasta el cansancio, una encuesta es una fotografía de un momento determinado en la vida de una nación. Cuando las fotos se repiten en el tiempo podemos perfectamente hablar de una tendencia que debe ser analizada y actuar en consecuencia.

Las encuestas de opinión pública desde hace mucho tiempo nos hablan que en el país el 70% de la población no se identifica con ningún partido político, del resto un escuálido 20% se identifica con el partido de gobierno el PSUV y el restante 10% (que no llega a ese valor, pero redondeando) se identifica con todo el chiripero, resto de partidos de todas las tendencias, cuya mayor parte la conforman lo que llamamos oposición. Es decir el PSUV es la mayor minoría del país, esto es importante, no estamos hablando de militantes, estamos hablando de ciudadanos que sienten cierta afinidad con ese movimiento político. La militancia por supuesto es muchísimo menor.

También podemos afirmar que el 9 ó 10% que conforman el chiripero de oposición, se debate entre peleas y confrontaciones sin sentido, tratando de garantizar su supervivencia y no desaparecer de la escena política, craso error, pues durante 10 años no han podido, ó mejor dicho no han sabido interpretar lo que está sucediendo y continúan aplicando sus modelos jerárquicos de cogollos en la toma de decisiones y en la ejecutoria de sus políticas. Triste ejemplo de esta situación fue el resultado de las elecciones regionales del 27 de Noviembre, donde después de muchos esfuerzos unitarios logramos capitalizar 5 gobernaciones (Miranda, Carabobo, Zulia, Táchira y Nueva Esparta) pero dejamos en el tintero dos gobernaciones al menos, Barinas y Bolívar, además retrocedimos en Alcaldías, dejamos en la mesa nada menos que 55 Alcaldías y nos quedamos apenas con 60 municipios cuyos Alcaldes son de oposición (cifras aproximadas).

Antes de continuar con nuestro análisis, queremos dejar bien claro que no somos antipartidos, por el contrario creemos en los partidos y estamos consciente que debemos ayudar a fortalecerlos, pero que también tenemos el derecho a criticarlos y llamarlos a la reflexión.

Pues bien, ese 70% de ciudadanos que no se sienten representados por ningún partido, y producto de la coyuntura política, es necesario que encuentren un espacio en el cual se sientan identificados, ese espacio estamos convencidos, son las organizaciones civiles, de las cuales se cuentan por cientos en la geografía nacional, de todo tipo, tendencia y con intereses particulares. Sabemos que esas múltiples organizaciones están empezando a dar el mensaje de unidad de criterios que falta en los partidos políticos, podemos afirmar que hay acercamientos importantes entre organizaciones civiles, que pudieran parecer disimiles, incompatibles, diferentes, pero que han entendido que la unidad debe partir de las bases, de las comunidades.

Un ejemplo muy interesante es la plataforma de organizaciones que conforman “Venezuela Libre”, compuesta de 27 organizaciones ciudadanas y que está tomando forma muy rápidamente, asumiendo roles, tomando posición ante los hechos que están ocurriendo en la vida nacional y lo mas importante haciendo la sinergia necesaria e indispensable para apoyar las iniciativas de cada organización particular.

Sin embargo el camino es largo, llamamos a las Asambleas de Ciudadanos, a los ONGs de toda la nación a que se acerquen a nosotros, a que se incorporen para trabajar en conjunto, nuestra infraestructura estará al servicio de quienes la requieran y les podemos decir que tenemos mucho que brindarles.

A los partidos políticos les decimos que no tienen nada que temer de nuestras organizaciones, no queremos tomar el poder, no queremos gobernar en ninguna parte del país, no tenemos aspiraciones de cargos públicos, para eso están ustedes!. Pero también les decimos, nos tienen que tomar en cuenta, tenemos mucho que pedir, tenemos mucho para opinar, tenemos mucho que aportar.

En Venezuela Libre las puertas están abiertas a la participación.

Visita nuestros links:

http://venezuelalbr.blogspot.com/
http://www.venezuelalibre.org.ve/

La “revolución” reaccionaria y retrógrada

Por Damián Prat.

Quien tenga ojos que vea. La fiscal general acaba de establecer una doctrina de los derechos ciudadanos que podría llamarse -parafraseando el título de un artículo de Tulio Hernández- “el gorilismo del siglo XXI”. A partir de una curiosa afirmación, según la cual, las personas que participaron en la multitudinaria marcha en repudio a la Ley de Educación “no conocen ese texto legal” y que por lo tanto “no tienen motivos para marchar”, llega a la conclusión de que “alteran la tranquilidad y la paz pública para producir inestabilidad de las instituciones, desestabilizar el Gobierno, atentan contra el sistema democrático”. En consecuencia, la asombrosa doctrina de la titular del Ministerio Público concluye en que “a quienes organicen actos desestabilizadores vamos a solicitar su enjuiciamiento, incluso, no sólo de los autores materiales, sino también de los intelectuales”. Y agrega que ese “delito” que cometerían ciudadanos que protestan “encajan perfectamente en el delito de rebelión civil, el cual de acuerdo con el artículo 143 del Código Penal, establece que serán castigados con prisión de 12 a 24 años”, porque “los que se alcen públicamente en actitud hostil, contra el Gobierno legítimamente constituido o elegido”. De ese modo, una manifestación de rechazo a una ley, normal y perfectamente legítima, termina siendo un delito mucho más grave del que cometieron quienes se alzaron en armas el 4 de febrero de 1992 contra un gobierno que -nos gustara o no y a mí no me gustaba- era legítimamente electo y constituido. ¿Quién califica que una protesta de calle de los trabajadores de un sindicato, o de los vecinos de un barrio hastiados de no tener servicio de luz o agua normales o de los simpatizantes de una opción política de cambio, sea “un acto de desestabilización”? El fin de todo es la criminalización de disidencia y de la protesta. Tratar de frenar el descontento social. Es convertir la oposición en un delito. Es amedrentar. Es intentar doblegar por el miedo al pueblo. Para eternizarse en el poder.

La “revolución” es cada vez más reaccionaria y retrógrada. Cada vez cuenta con menos pueblo y trata de sustituirlo con miedo, con represión, con el terrorismo de Estado de baja y media intensidad. Hacer presos a 11 trabajadores de la Alcaldía Metropolitana, cuyo “delito” fue hacer una marcha hacia el TSJ para acompañar a sus dirigentes que harían entrega de un documento de reclamo, es una barbarie propia de “Tachito” Somoza en la Nicaragua de los años 60, aunque también se parece a los “delitos” con los que se encarcela a los disidentes en la Cuba de Castro. Caerle a piedras desde la azotea de un edificio público a una manifestación opositora es propio de lo que hacían los tristemente célebres “tonton macutes” del sátrapa Duvalier en la Haití de hace 40 años. Caerle a palos y golpes a 30 ciudadanos -en este caso periodistas- que reparten volantes de protesta y rechazo a una Ley se asemeja mucho a lo que hacían los “fascio” de Mussolini en la Italia de los años 30 del siglo pasado o lo que aún hacen hoy las “Brigadas de Acción Rápida” del fidelismo en Cuba. La cúpula de la “revolución (¿?) chavista” es cada vez más una oligarquía, un grupo elitesco y cerrado donde domina uno solo, con el poder concentrado en una casta militar junto a algunos antiguos progresistas de izquierda hoy conversos al autoritarismo cavernícola. ¿Hay sectores democráticos en el chavismo? Sí, aunque cada vez más mortificados por la deriva de su “revolución”. ¿Hay sectores populares con deseos de progreso social? Sí, aunque cada vez más decepcionados. Muchos aún aferrados a la esperanza en que las palabras guarden correspondencia con la realidad, pero con menos entusiasmo y convicción. En esa lucha seguimos. Aquí no se rinde ni se amedrenta nadie.

Los “ludistas”. Los dirigentes obreros de antes, formados políticamente en la social democracia o en el marxismo, conocían ese caso que fue duramente criticado por el propio Marx. Era un grupo de obreros ingleses de principios del siglo 19, en los albores de la revolución industrial que dio origen al capitalismo, que para protestar “por la explotación”, con la mente fanatizada, dañaba y destruía las máquinas que modernizaban la producción. Por supuesto que al hacerlo, estúpidamente, se quedaban sin empleo, porque la fábrica desaparecía. Sus familias iban a la pobreza extrema. Aquel caso perdido en la memoria, me vino a la mente con los casos recientes de las ensambladoras automotrices Mitsubishi-Hyundai y la de Toyota en el oriente venezolano. También los casos con los que se trató de hacer cerrar Coca-Cola o algunas fábricas de piezas automotrices.

Siempre reivindico los derechos laborales, porque a través de ellos defiendo la democracia, la justicia social, el progreso de las familias y el necesario ascenso social que hace más justa y equilibrada a una sociedad. Los derechos laborales, como cualquier otro, se ejercen para progresar y no para retroceder. Cuando los trabajadores del aluminio, por ejemplo, exigen sus pasivos laborales, pero colocan en primer plano reclamar por las inversiones para que las empresas de Guayana no colapsen y salgan de la quiebra en que la ha sumido el gobierno, merecen todo el apoyo. Un movimiento sindical progresista lucha por sus derechos y por las mejoras económicas, al mismo tiempo que defiende la viabilidad de las empresas. Destruir y alejar inversiones no es luchar “contra la explotación”. Por el contrario, es reducir los empleos buenos y productivos. Los propios y los de otros. Los fanatismos nunca son positivos.

TIPS... Matesi. Me llega el dato. Es un informe de la comisión de transición designada por el gobierno. Ellos habrían rechazado una supuesta pretensión de un grupo político sindical chavista de hacer despedir a varias decenas de trabajadores de la nómina de conducción “porque no hacen falta y tienen la mentalidad de los argentinos”... ¿Eso es cierto? ¿Sindicalistas pidiendo despidos? Me dicen que el equipo designado por el Mibam para manejar la transición rechazó de plano esa solicitud. Veremos... El gobierno de Micheletti no puso obstáculos al ingreso a Honduras de una comisión de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos que quiere verificar denuncias en aquel país... En Venezuela, Chávez prohibió el ingreso de la misma Comisión. ¿Quién es el “Goriletti”?... Rotunda respuesta de la Mesa de Unidad a la fiscal y al gobierno. “Vamos a volver a marchar. Ahora vamos a la Fiscalía. Métanos presos ya que usted dice que los que protestan y marchan son delincuentes”... Y un agregado importante: “Si queremos cambiar al gobierno. Vamos a seguir en la vía democrática para lograr el cambio”... Ese detalle es clave: es legítimo, democrático y constitucional buscar un cambio de gobierno. Eso es lo normal en cualquier democracia. Basta ya de que la acción política opositora y de la alternativa democrática sea señalada por el gobierno como “delictiva”.

www.damianprat.com

domingo, 30 de agosto de 2009

En Venezuela hay dos tipos de presos políticos: los que están en las cárceles físicas y los de las cárceles del alma

Por Zuliana Maracucha, Leyla Sohira


En los últimos 10 años Venezuela vio como regreso el fantasma de los presos políticos, la criminalización de la protesta, el delito de opinión, el cercenamiento del derecho a disentir y ser critico a la gestión de los poderes nacionales. Un poder ejecutivo unipersonal, encarnado en la figura de un golpista fracasado que llego a la presidencia por las vías democráticas arraigadas en el país, cabalgando en la esperanza de millones de venezolanos que no habían visto satisfechas sus expectativas y que luego de esta nefasta década son mas dependientes de la dadiva publica, tienen menos libertad para su desarrollo económico y lo que es aun peor, pagan con prisión el atrevimiento de enfrentar con valentía al tirano.

Ya ha pasado suficiente tiempo para que entendamos que la salida a tan absurda situación que se vive en Venezuela, se encuentra dentro de nosotros mismos que nos hemos convertidos en presos políticos del régimen, encadenados detrás de unas rejas que han creado nuestros miedos, y que solo podrán ser abiertas cuando con decisión salgamos a la calle pacíficamente y sin pedir permiso a ejercer nuestro derecho fundamental a escribir nuestra propia historia, sin la intromisión de elementos de gobiernos extraños que han venido a Venezuela a ser nuestros superiores, sin tener que acatar las ordenes de una desdibujada fuerza armada que esta para servirle al pueblo y no para reprimirlo y de unos poderes públicos rastreros que han transformado su misión y visión organizacional hacia la consolidación de un régimen hegemónico, totalitario y tirano.

Somos nosotros los que podemos darle libertad a los presos políticos, a los pululan en las cárceles físicas y en las del alma, haciendo presencia en la calle, colmando los espacios físicos y virtuales, haciendo que el mundo abra los ojos y despierte del letargo de la palabrería vana y vacía usada sin desparpajo por chávez para intentar seguir engañando acerca de su verdadero yo interior plagado de ansias de poder ilimitado y un insaciable apetito por ser el amo del mundo.

No sigamos impávidos ante tanta injusticia, son tantas las vías de activación ciudadana, en la red hay gran cantidad de grupos relacionados con el tema pero además de unirnos tenemos que tener campañas divulgativas y de presión pública para que se detenga de una vez por toda la persecución política a los que somos opuestos al régimen tiránico de Chávez el momento es ya, para luego es tarde.

Algunos de los grupos en facebook relacionados con los presos políticos

LIBEREN A LOS PRESOS POLITICOS

Libertad para los presos políticos

Publicado por:
http://librementeopino.blogspot.com/

sábado, 29 de agosto de 2009

Richard Blanco, otro preso político

El 22 de Agosto pasado, a consecuencia de la marcha convocada por la oposición, con el respaldo multitudinario de cientos de miles de caraqueños que alzaron su voz en contra de la Ley de Educación, definitivamente logramos colocar al régimen rojo en una posición defensiva.

Ante esta espectacular marcha, al gobierno le quedaban pocas alternativas, bajaban la cabeza y entraban en un proceso de diálogo, que hubiera culminado en al menos la reforma a la Ley de Educación, ó arremetían contra factores de oposición e iniciaban un etapa de represión brutal para callar a la disidencia política, para infundir miedo, para evitar que la gente, el pueblo se siguiera manifestando.

Ojala hubieran optado por bajar la cabeza, dialogar, reformar o anular la Ley y partir del proyecto de Ley de Educación del año 2001, en el cual se logro consenso del país, pero no, empeñados en su proyecto autoritario, unipersonal y militarista, empiezan a suceder una serie de acontecimientos que nos colocan en un escenario de guerra de baja intensidad, es decir el régimen rojo le ha declarado la guerra a la sociedad venezolana.

Primero condecoran al Coronel Benavides Torres con la Orden Simón Bolívar en su segunda clase, por los servicios prestados a la revolución rojita, al cometer el atropello contra los ciudadanos que marcharon el 22 de Agosto. Al ocurrir este vergonzoso episodio, nos dimos cuenta de cuáles eran las intenciones del gobierno.

Inmediatamente los acontecimientos se atropellan, represión con mucho gas del bueno contra los pobladores de Timotes, estado Mérida, por reclamar sus derechos y las promesas incumplidas del gobierno regional rojo, decenas de heridos, reporteros atacados, 6 detenidos. Represión brutal contra un grupo de vecinos en Antimano que decidieron trancar la autopista Francisco Fajardo, pues llevan mas de un año en un refugio del gobierno y no se les resuelve su problema de vivienda, a pesar de las promesas ofrecidas, resultado, hombres, mujeres y niños, golpeados, maltratados, señoras y jóvenes madres embarazadas revolcadas por el piso y pateadas vilmente. Después ocurre la mas insólita al reprimir brutalmente una marcha pequeña de trabajadores de la Alcaldía Mayor que pretendían llegar al TSJ a introducir un recurso de amparo por su derecho al trabajo, a consecuencia de la nueva ley de Régimen Municipal que le da otro zarpazo a la Alcaldía Metropolitana, resultado 11 detenidos acusados de rebelión civil, privados de su libertad y desde ayer inquilinos del penal de La Planta, a estos trabajadores le esperan condenas de 12 a 24 años de cárcel.

La captura de Richard Blanco Prefecto de Caracas designado por nuestro Alcalde Antonio Ledezma, detenido en sus oficinas en el Centro Financiero Latino, en la Avd. Urdaneta de Caracas, es un episodio de retaliación política como nunca habíamos visto, característico de un régimen fascista. Tuve la oportunidad de hablar con un marchista amigo que por pura casualidad presencio los hechos de los que se le acusa al comienzo de la marcha del 22A, y efectivamente esta persona amiga me garantizo que Richard Blanco protegió al PM de inteligencia, al infiltrado (el sapo, para que no quede dudas) y lo entrego a otros sapos amigos del sapo golpeado, si Richard no hubiera estado allí, tal vez estuviéramos hablando del muerto de la marcha del 22A, pruebas sobran, los testimonios fotográficos y la grabación extraída del comando central de la PM y presentada por Ismael García a los medios, son más que elocuentes. Por último la orden de captura contra Oscar Pérez remata el escenario violento que nos presenta el gobierno.

Ya llegamos al escenario del que habíamos alertado varias veces en nuestros escritos y los de muchos otros analistas, cuando un gobierno pierde popularidad, se encuentra en minoría evidente y pretende afianzarse en el poder indefinidamente, no le queda más remedio que arremeter brutalmente contra el pueblo que lo eligió, para que doblemos las rodillas, nos escondamos y no nos atrevamos a seguir protestando. Pero se equivocaron.

La trastienda de la Unasur

Lula evitó que Hugo Chávez pasara a la historia como el hombre que provocó una hecatombe en las estados del Caribe.

La gente más cercana a Lula sabe que cuando el presidente se manosea la barba es porque algo bulle en su interior. El mandatario brasileño había escuchado a medias las críticas de sus pares contra el colombiano Álvaro Uribe por haber cedido bases militares, en su territorio, a las fuerzas de Estados Unidos.

Pero se enderezó en el asiento cuando Hugo Chávez tomó la palabra y en un punto de su intervención mostró a la concurrencia un documento que, según él, hacía referencia a la estrategia del Pentágono para afianzar su dominio sobre Latinoamérica , "con la ayuda de su aliado Uribe".

El líder brasileño se puso rígido: ¿se atrevería el venezolano a romper el convenio de caballeros que habían pactado unas horas antes del comienzo de la cumbre de UNASUR? Chávez había venido a Bariloche (Argentina) con el firme propósito de anunciar la ruptura de las relaciones diplomáticas con Colombia, so pretexto de que su acuerdo con Washington, exponía a Venezuela a una amenaza insostenible. El ex teniente coronel había planificado cada acto del drama que interpretaría ante sus colegas, desplegando un mapa con las distancias entre Palanquero, una de las bases que Colombia ha puesto a disposición del "Imperio del norte".

Lula puso a prueba su liderazgo

Según una fuente de incuestionable credibilidad, Lula puso en juego todo el peso de su autoridad, como gobernante de la primera potencia de la región y como socio comercial de Venezuela, para contener al líder bolivariano. Un acto de esa índole no sólo mandaría a pique a UNASUR, sino que precipitaría a los estados del Caribe a un conflicto bélico. Y Hugo Chávez pasaría a la historia como el hombre que provocó la hecatombe y no como el heredero de la causa unitaria de Simón Bolívar, el prócer al que invoca en todos sus discursos.

En dos oportunidades durante los días previos a la cumbre, el presidente de Brasil telefoneó a Caracas para apelar al sentido común del inquilino del Palacio de Miraflores. Celso Amorín, ministro de Asuntos Exteriores y uno de sus más estrechos colaboradores, hizo lo propio con Evo Morales que posiblemente hubiera seguido los pasos de su mentor ideológico y pilar financiero, rompiendo también las relaciones con Colombia.

Del presidente ecuatoriano, Rafael Correa, no había que ocuparse. Si bien su aversión a Uribe no es menor que el menor que el odio que Chávez profesa al "peón del imperialismo", el más joven de los gobernantes americanos quiere labrarse una identidad propia en la región como líder pragmático e incluso como mediador en los recurrentes conflictos que afloran en América Latina.

La barba como testigo

La tarea de mantener a flote a UNASUR, el organismo que sirve de plataforma al liderazgo que ejerce en la zona, dejó a Lula extenuado y con los nervios hecho trizas. Por eso no dejaba de mesarse la barba y cuando el debate sobre las bases norteamericanas excedió largamente el plazo que se le había fijado, el dirigente que nunca pierde los estribos, arremetió en ‘portuñol’ (mezcla de portugués y español) contra quienes se disputaban el micrófono para quedarse con la última palabra. "¿Voces (ustedes) no piensan en lo que va a dicer de nosotros la imprensa (prensa)?", dijo Lula, refiriéndose al espectáculo que contemplaban desde la carpa donde estaban concentrados.

La presidenta Cristina Fernández, anfitriona de la reunión, también aportó lo suyo para evitar que Álvaro Uribe, harto de ser tratado como el Caín de las Américas, abandonara la sala en la mitad del debate. Al observar que el colombiano se escabullía, Cristina lo llevó del brazo a la puerta del hotel, donde los que antes fruncían el ceño, sonrieron para las cámaras.

Publicado en: http://acalzonquitao.wordpress.com/2009/08/29/la-trastienda-de-la-unasur/

Fuente: Ramy Wurgaft, elmundo.es

jueves, 27 de agosto de 2009

Protesta en el CIED, PDVSA La Tahona




Hoy a las 9:00 A.M. llegamos a PDVSA La Tahona, convocados por correo electrónico y por redes sociales, Twitter y Facebook, cientos de personas nos instalamos allí para esperar el supuesto foro ó asamblea con Colegios Privados, convocada por el Ministro Navarro.

Pero nos informaron que el Ministro no acudiría a la cita que el mismo convoco, en declaraciones de Xiomara Lucena en VTV indico que los asistentes teníamos montada una guarimba y que las condiciones de seguridad no permitían la realización del evento. Esta actitud del gobierno lo único que demuestra es su poca capacidad para el dialogo y la conversación, pareciera que esto fue un globo de ensayo para ver la reacción de la gente que mayoritariamente desaprueba la Ley Orgánica de Educación, y la reacción fue contundente.

Vale la pena el siguiente comentario, en Honduras los guarimberos que apoyan al ex presidente Zelaya, que trancan carreteras y autopistas, que se enfrentan a la policía y a las fuerzas de seguridad del estado Hondureños, son unos héroes, es la resistencia civil ante el golpe de estado, esto lo hemos visto una y otra vez por Telesur, aquí los guarimberos somos enemigos de la patria, como se nos ocurre estar en contra del régimen, el doble discurso que utiliza el gobierno rojo para sus intereses coyunturales.

Pues le quiero decir al Ministro Navarro y a su edecán Xiomara Lucena, que no hubo guarimba, no se trancaron las calles ni la autopista que va hacia el Hatillo, lo que hubo fue una protesta cívica y pacífica, tal vez un poco subida de tono, a consecuencia del embarcador Ministro Navarro que convoca y después por cobardía no se presenta. La disposición al dialogo de toda la muchedumbre allí presente se convirtió en rabia, ante la irresponsabilidad y cobardía del Ministro, pero no importa asistiremos a cualquier foro, asamblea, conversación, intercambio de ideas que nos convoquen.

La educación de nuestros hijos y nietos la defenderemos por cualquier vía Ministro, no aceptaremos la imposición de la nueva ley, tómelo en cuenta, el 15 de Septiembre nos vemos en las calles Sr. Ministro Navarro, sino está dispuesto al dialogo, a reconsiderar la ley, a buscar una salida negociada con todos los sectores, que es lo que aspiramos, vaya preparando sus fuerzas de choque, sus paramilitares, a la milicia bolivariana, alerte al flamante Coronel Benavides Torres que va a tener bastante trabajo esos días, tal vez no lo sigan condecorando, tal vez lo asciendan a General en Jefe.

Seriedad y firmeza

Editorial el Tiempo de Bogotá

Una nueva andanada proveniente de Caracas no parece ser el antecedente más auspicioso para la cumbre de Unasur mañana en Argentina. El origen de esa impresión no es otro que las declaraciones irrespetuosas de Hugo Chávez, ya no solo contra el gobierno de Álvaro Uribe, sino contra los colombianos. Es un hecho que la beligerancia del mandatario vecino superó todos los límites diplomáticos y que hace mucho tiempo esta dejó de ser folclórica y emotiva. Los frentes de ataque son ahora más variados y requieren de inmediato el despliegue de una estrategia diferente del silencio prudente, tanto para desactivar como para aislar la agresividad del Palacio de Miraflores.

Una de las razones que ameritan un cambio de actitud es la injerencia del presidente venezolano en los asuntos internos de Colombia. El domingo pasado, en su tradicional alocución, el ex coronel habló sin tapujos de su proyecto de impulsar la revolución bolivariana de este lado de la frontera.

Esta arremetida desembocó ayer en una enérgica protesta del Gobierno en el Consejo Permanente de la Organización de los Estados Americanos (OEA) en contra de las "intenciones intervencionistas" de Chávez. Esa es la actitud correcta. En lugar de caer en la tentación de responder por los medios de comunicación, el Palacio de San Carlos tiene que contestar todas y cada una de las acusaciones y declaraciones de Caracas en los espacios multilaterales internacionales, en especial la OEA y las Naciones Unidas. En pocas palabras, son necesarias serenidad en la defensa de los intereses de Colombia y firmeza para rechazar los ataques chavistas.

El motivo es que el uso de los canales diplomáticos es el indicado para demostrarle a la comunidad regional y mundial en dónde se encuentran los riesgos de seguridad en el Hemisferio. Sin desconocer la necesidad de explicar hasta la saciedad que la presencia estadounidense en nuestras bases militares no constituye una amenaza regional y aceptando la existencia de grupos irregulares en su territorio, Colombia mantiene una tradición de casi dos siglos de respeto a sus vecinos, que ya no es recíproca, pero que debe ser resaltada.

No solo es falso, sino además irresponsable, decir que en la región soplan vientos de guerra, alentados desde Bogotá. El esfuerzo de fortalecimiento de las Fuerzas Armadas colombianas no tiene otro propósito que el de mejorar la seguridad interna, no alimentar propósitos expansionistas. No ocurre así con las compras de aviones caza y equipo militar adicional por parte de Venezuela, o con los coqueteos hacia Irán y Rusia, que generan serios interrogantes.

Tampoco es aceptable el chantaje comercial, así como el cuestionamiento a las empresas de capital colombiano que operan legalmente en territorio venezolano, con el alegato de que hay que buscar en sus cuentas dineros ilícitos del narcotráfico. Expropiaciones sin indemnización, ocupaciones militares de instalaciones fabriles y nacionalizaciones son armas de presión que Caracas blande otra vez. Esta no es una amenaza de poca monta, frente a la cual el Gobierno debe estar listo para reaccionar con todas las herramientas jurídicas a su disposición. No hay que hacerse ilusiones: esas son las acciones típicas de un régimen autoritario y así se deben denunciar sin descanso ante la comunidad internacional.

Por mucho tiempo, el gobierno venezolano ha jugado a la montaña rusa en las relaciones binacionales: hoy con insultos y mañana con palabras cariñosas. Sin embargo, la agresiva retórica de Chávez no deja a Colombia más alternativa que la de defenderse de manera inteligente y estratégica. Si el presidente de Venezuela considera que es "imposible" darle un abrazo a su homólogo colombiano, es menester decir que el sentimiento es mutuo, así el propósito en un futuro que hoy se ve lejano sea el de recomponer las relaciones con una nación hermana.

http://www.opinionynoticias.com/internacionales/1317-serenidad-y-firmeza

Balance 2006-2009 agenda Asamblea Nacional

Por Eduardo Méndez Sánchez

El Movimiento Identidad Ciudadana analizó la actuación de la Asamblea Nacional en los procesos de creación, discusión y aprobación de leyes en los últimos tres años.

Las conclusiones del Observatorio Parlamentario arrojaron que en la agenda parlamentaria del Poder Legislativo, entre 2006 y el cierre del primer periodo de sesiones ordinarias de 2009, sólo 21 de las 137 leyes aprobadas estaban en agenda, declaró Carlos Vecchio, responsable del estudio y miembro de la asociación dirigida por Rodrigo Ayala.

El abogado Vecchio denunció: "85% de las leyes aprobadas entre 2006 y 2009 no estaba en agenda parlamentaria.

Alguien más le está marcando la agenda legislativa a la Asamblea Nacional, y es el presidente de la República, Hugo Chávez. Los diputados no están representando al pueblo sino los intereses de una sola persona".

Con respecto al desempeño de la Asamblea, manifestó que en 2006 sólo fueron aprobadas 5 leyes de las 49 que estaban en agenda. En 2007, ninguna de las 25 leyes en agenda fue aprobada, y de las 30 leyes en la agenda parlamentaria de 2008, sólo 5 fueron sancionadas.

En cuanto a 2009, dijo que de las 43 leyes que se iban a discutir, más de la mitad estaba pendiente de agendas anteriores.

"En lo que va de año, 67% de las leyes aprobadas apuntan a ejercer control sobre la sociedad", afirmó. Añadió que no se justifica que ayer hayan comenzado a las sesiones extraordinarias. El vocero de Movimiento Identidad Ciudadana, asociado a Venezuela Libre, dijo que las leyes aprobadas que "vienen de la clandestinidad, surgen con el objetivo de regular materias que le den más posibilidades al Gobierno de ejercer controles, más que de crear bienestar en la sociedad".

Citó el caso de la Ley de Transferencia de Bienes al Distrito Capital y la Ley de Terrenos Urbanos como dos ejemplos de instrumentos legales controversiales que fueron incorporados a las discusiones parlamentarias sin que ello se hubiera establecido.

"El epicentro de la inestabilidad y los conflictos en Venezuela está en la Asamblea Nacional, y eso se nota cuando aprueba leyes que provienen de la clandestinidad, en tiempos record e incluso de madrugada. Todas las leyes que han venido aprobándose sin consulta alguna han generado confrontación entre los parlamentarios", dijo Vecchio.

Criticó que el Poder Legislativo "se haya convertido en el `muchacho de mandado’ de Miraflores".

En los próximos días anunciarán el resultado de otros estudios realizados por el Movimiento Identidad Nacional sobre la contraloría y administración interna del Poder Legislativo.

miércoles, 26 de agosto de 2009

La agenda política cambia, no lo permitas

Amanecemos el lunes pasado, después del Alo Presidente del Domingo con un nuevo punto en agenda, el conflicto con Colombia.

El Presidente que se había limitado a insultar, hablar pestes de Uribe y de la oligarquía colombiana, es decir cosas normales, a las que ya no se les presta mayor atención, que si las siete bases gringas, que nos van a invadir, que quieren el petróleo de la faja del Orinoco, etc,. Cambia el discurso y escala el conflicto, hablando de intervención directa en los asuntos internos del hermano país. La respuesta del gobierno, de los medios, de los gremios, de los políticos del Polo Democrático Alternativo, es decir la sociedad colombiana no se hizo esperar, demostrando su rechazo absoluto a las declaraciones del Comandante.

Haciendo una retrospectiva, desde hace meses, por no decir años, está ha sido la estrategia del régimen, poner puntos álgidos en agenda, para evitar la respuesta organizada, en esta semana es Colombia, la semana pasada y la antepasada la Ley de Educación, la anterior el cierre de 34 emisoras, La Ley de Tierras, intervención de plantas industriales, y así podemos escribir indefinidamente infinidad de puntos.

Pero creo que esta vez se equivocaron, la agenda debe ser y continuara siendo la Ley Orgánica de Educación, el régimen sabe que en este momento cientos de miles de ciudadanos se están contactando, organizando y preparando las acciones contundentes que llevará adelante la sociedad organizada de nuestro país.

Con este planteamiento no queremos decir que simplemente debemos olvidar los asuntos que impone el gobierno, pues a cual mas grave que el otro, lo que tenemos que hacer es caminar, mascar chicle, pitar y gritar, todo al mismo tiempo. Debemos dejar muy claro que no nos van a callar que nos opondremos a todos los desmanes del gobierno rojo, pero que no nos desviarán del punto mas importante de la agenda, la Ley Orgánica de Educación.

Mañana Jueves el Ministro de Educación Navarro llamo a una asamblea a celebrarse en el sede de CIEC de PDVSA en la Tahona, en Caracas, para intercambiar ideas con docentes, padres y representantes de Colegios Privados, a las 9:00 A.M, estamos seguros que van a asistir miles de padres y madres a confrontar con el Ministro y a decirle las cosas por su nombre, digo confrontar pues la polarización que nos imponen no nos deja otro camino, así son las cosas.

Hoy detuvieron a 12 funcionarios de la Alcaldía Metropolitana en horas de la mañana, aprobaron en segunda discusión la Ley de Régimen Municipal que termina de desfalcar la Alcaldía Metropolitana, acaban de detener por instigación a delinquir al Prefecto de Caracas Richard Blanco (todo nuestro apoyo y solidaridad con Richard), el Presidente anuncia la ruptura inminente de relaciones diplomáticas con Colombia (lo cual nos coloca en el camino de un conflicto bélico), el Ministerio del Trabajo ordena la reapertura de la Planta MMC en Anzoátegui (instigan a los sindicatos rojitos y después obligan a los dueños a calárselos), disturbios muy fuertes en Timotes y Chachopo, Estado Mérida (pueblo en la calle protestando), tragando mucho gas del bueno.

Los invito a caminar y mascar chicle, acostúmbrense e impongamos nosotros la agenda al gobierno rojo.

Indice Bic Mac, aproximadamente.

Ayer tuve la oportunidad de comprar en Mac Donald´s, y me llevé una gran sorpresa al ver pegada en la pared una lista de precios de todos los productos, incluyendo las hamburguesas "solas". Por fin pude ver el precio "de lista" de un Big Mac, imprescindible para comparar con la lista publicada por la revista The Economist y conocida mundialmente como el "Índice Big Mac".

Bueno, para cortar el suspenso, la lista decía claramente que un Big Mac tiene un precio oficial de BsF 21,00. ¿Cómo nos deja eso?

La última lista publicada por la revista (16 de Julio, 2009) indica que el precio en los EEUU es de USD 3,57. Si usamos el tipo de cambio oficial de BsF 2,15/USD, nos queda que el sandwich cuesta unos USD 9,77, de modo que nuestra moneda está sobrevaluada un 174%. Otra forma de verlo es que la PPP ("Purchasing Power Parity", o paridad de poder adquisitivo, sólo que medida en base a la hamburguesa, en vez de hacerlo en base a la "cesta" de productos y servicios transados internacionalmente por el país) implica un tipo de cambio de BsF 5,88/USD. Como todos ustedes pueden consultar en el website del dólar paralelo, la paridad de mercado es al menos un bolívar más por USD, aproximadamente. La opacidad del mercado sirve para encarecer la divisa por encima del valor PPP.

Mi esposa siempre me dice que "ahora viene el gobierno" a hacer algo para bajar el dólar paralelo. Como pueden ver de estos números, el gobierno no tiene mayor chance de lograr eso. Y encima de eso, a pesar de proponer planes, medidas, emisiones de bonos y demás "papeles", los funcionarios del gobierno están claritos que esta es una buena representación de lo que está pasando, y que nada de lo que hagan tendrá los efectos de mercado que anuncian. Para lo único que servirán todas esas medidas, paquetes y papeles es para enriquecer un poco más a los amigos de los funcionarios que toman las decisiones sobre estas cosas.

Los demás tenemos que seguir tragándonos la inflación que esta gente causa con sus políticas ruinosas. ¡Feliz resto de las vacaciones!

La página de Dollar Paralelo es:

http://bonosvenezuela.blogspot.com/

NOTA ACLARATORIA: Con este análisis queremos significar que si usted tuviera la oportunidad de convertir libremente Bolívares a Dólares al cambio oficial de 2,15 BsF/Dólar, una hamburguesa Bic Mac la puede comprar en los Estados Unidos de América por 7,68 BsF.

COMUNICADO. A diez años de la aprobación del texto constitucional

Centro de Estudios de Derechos Humanos Universidad Central de Venezuela.

Con motivo de cumplirse diez años de la instalación de la Asamblea Nacional Constituyente y de la aprobación del texto de la actual Constitución de Venezuela, y con el propósito de contribuir al debate y a la reflexión sobre el tipo de sociedad que queremos, el 7 de julio del presente año, el Centro de Estudios de Derechos Humanos de la Universidad Central de Venezuela convocó a un conversatorio, en el que participaron destacados profesores de Derecho Constitucional, distinguidos miembros del foro venezolano, ex constituyentes, y miembros de la Asamblea Nacional. He aquí algunas de las reflexiones surgidas en ese evento.

La actual Constitución fue saludada con serias reservas por algunos, con grandes elogios por parte de otros, y con muchas expectativas por parte de la inmensa mayoría de los venezolanos. Sin duda, se trata de una Constitución democrática, con algunos aspectos novedosos, en los que se observa un marcado progreso respecto de otros textos constitucionales. Cualquiera que sea nuestra opinión sobre el texto constitucional, ella está en vigor, y tiene que ser cumplida y acatada por todos. Ese es el instrumento jurídico que determina los límites del poder público y que, como parte de esos límites, señala los derechos que tenemos los ciudadanos y que no pueden ser avasallados por quien detente el poder.

Cuando ya están por cumplirse diez años de la aprobación, y de la entrada en vigor, de la actual Constitución de Venezuela, es oportuno realizar un balance del efecto que ella ha tenido en la vida nacional, de la forma como ese texto ha sido interpretado, y del modo como ha sido aplicado.

La actual Constitución señala que Venezuela es un Estado descentralizado, y distribuye el poder público entre las instancias municipales, estadales, y nacionales, señalando precisamente cuáles son las competencias de cada uno; sin embargo, esa repartición de competencias no ha sido debidamente acatada y respetada. En cuanto al Poder Nacional, éste corresponde a los poderes Legislativo, Ejecutivo, Judicial, Ciudadano, y Electoral. En teoría, esa superación del esquema clásico de Montesquieu, repartiendo las competencias del Estado en un mayor número de poderes, debería suponer un mayor control recíproco entre todos ellos, y un mayor equilibrio en el funcionamiento de los mismos. Lamentablemente, ese sistema no ha funcionado adecuadamente y ha fracasado, conduciendo a una mayor concentración de poder, de una manera nunca antes vista.

La independencia del Poder Judicial proclamada por nuestra Constitución es, sin duda, una de las bases del Derecho Constitucional moderno. En nuestro caso, esa independencia va de la mano con el ingreso a la carrera judicial y el ascenso de los jueces por concursos de oposición públicos, que aseguren la idoneidad y excelencia de los seleccionados. Lo cierto es que más del 50% de los jueces son provisorios, pudiendo ser removidos sin más trámite que una simple carta, y el resto son jueces “titulares”, a quienes se ha asignado esa condición sin que se hayan sometido al concurso público previsto por la Constitución. Además, en el caso de los magistrados del Tribunal Supremo de Justicia, que deberían ser designados por una mayoría calificada de la Asamblea Nacional, tampoco se ha cumplido con esta condición.

En materia de derechos humanos, la actual Constitución desarrolla ampliamente los derechos sociales, imponiendo obligaciones correlativas al Estado, a fin de garantizar el ejercicio de esos derechos. Esas disposiciones no han sido suficientes para señalar prioridades en la distribución del gasto público, o para asegurar el acceso a la salud, a la alimentación, o a la vivienda, a todos los venezolanos. Es cierto que el artículo 23 de la Constitución le confiere jerarquía constitucional a los tratados de derechos humanos ratificados por Venezuela, y que esos tratados prevalecen en el orden interno, y son de aplicación inmediata y directa; asimismo, es cierto que, de acuerdo con el artículo 31 de la misma Constitución, el Estado debe adoptar las medidas que sean necesarias para dar cumplimiento a las decisiones emanadas de los órganos previstos en tratados de derechos humanos. Pero la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia ha entendido que, en cuanto esos tratados tienen jerarquía constitucional, deben ser interpretados por dicha Sala, y es ella la que debe determinar si otorga su aval a las decisiones de los órganos de protección de los derechos humanos previstos en tratados ratificados por Venezuela. Esa interpretación constitucional ha anulado de raíz lo que pudo haber sido la voluntad del constituyente, y lo que pudo caracterizarse como un avance significativo en materia de derechos humanos.

Los artículos 57 y 58 de la Constitución, complementados por el artículo 337 de la misma, salvo algunos aspectos menores, desarrollan la libertad de expresión de manera compatible con los estándares internacionales. Sin embargo, sucesivas sentencias de la Sala Constitucional, y leyes como la Ley Orgánica de Telecomunicaciones, la Ley de Responsabilidad Social de la Radio y la Televisión, o la Ley de Reforma parcial del Código Penal, de manera incompatible con estándares internacionales, han ido estableciendo restricciones no previstas por el constituyente, y han ido vaciando de contenido un derecho fundamental en una sociedad democrática, que permite la difusión de ideas e informaciones de toda índole.

El artículo 328 de la Constitución nacional dispone que la Fuerza Armada Nacional es una institución esencialmente profesional, sin militancia política, que está al servicio exclusivo de la Nación, y en ningún caso al de persona o parcialidad política alguna; adicionalmente, el artículo 330 prohíbe a los integrantes de la FAN, inter alia, participar en actos de propaganda o proselitismo político. Pero lo cierto es que esa Fuerza Armada así descrita se ha ido desfigurando, haciendo suyas las consignas políticas del partido de gobierno, asumiendo una ideología que no le corresponde, y haciendo suya una función distinta a la que le asigna la Constitución.

En materia de relaciones internacionales, el artículo 152 de la Constitución afirma que ellas responden a los fines del Estado, y que se rigen, entre otros, por los principios de independencia y no intervención en los asuntos internos de otros Estados, subrayando que “la República mantendrá la más firme y decidida defensa de estos principios y de la práctica democrática en todos los organismos e instituciones internacionales.” Difícilmente se puede sostener que la acción del Presidente de la República y de los órganos encargados de conducir la política exterior ha estado orientada por estos principios. De hecho, junto con permitir que otras naciones asuman funciones que son de competencia exclusiva del Estado venezolano, nos hemos encargado de intervenir en los asuntos domésticos de otras naciones, y hemos mantenido estrechas relaciones con países dominados por gobiernos no democráticos. Adicionalmente, en violación de principios del Derecho Internacional que decimos respetar, repetidamente hemos amenazado a otras naciones con el uso de la fuerza armada.

Si bien las disposiciones transitorias de la Constitución obligan a la Asamblea Nacional, dentro de plazos perentorios, a adoptar diversas leyes que deberían desarrollar asuntos medulares a los que se refiere nuestra Carta Magna, a diez años de la entrada en vigor de la misma, la mayor parte de esas leyes aún no han sido adoptadas.

Uno de los aspectos más resaltantes es el divorcio entre la letra de la Constitución y la interpretación que de ella ha hecho la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia. Esto ha significado que haya dos constituciones paralelas: una, la Constitución aprobada mediante referéndum, y otra, la Constitución que de hecho aplican los órganos del Poder Público. Por una parte, el texto normativo que está en vigor y que obliga a todos y, por la otra, la interpretación desfigurada y torcida de ese texto, pero que es la que se aplica en la realidad. Ante este estado de cosas, pedimos una cosa muy simple: Que los órganos del Poder Público, que son los llamados a aplicarla, respeten la Constitución Nacional.

martes, 25 de agosto de 2009

...y del alma.

No voy a contarles absolutamente nada de la concentración en el Centro Lido, ni de las pancartas ni de la gente. Hoy no.

Solo voy a relatarles la grosera represión de la que fuimos objeto los que este sábado 22 de agosto luchamos por la LIBERTAD de nuestro país.

Caminamos por la ruta que nos indico el régimen como los judíos cuando los soldados de la GESTAPO los guiaban a los trenes que los conducirían a los campos de concentración.

Caminamos por ese túnel rodeados de policías, guardias nacionales y bomberos de nuestro país, esos mismos que consideramos nuestros hermanos venezolanos.

Caminamos con todas las salidas, las bocacalles, las entradas al Metro trancadas por patrullas de uniformados.

Caminamos sin seguridad, caminamos sin miedo.

Reconozco que no estuve en primera plana cuando lanzaron la primera arremetida de las bombas criminales…. pero estaba muy cerca… por lo que solo vi correr a la gente hacia mí, lavarse la cara con vinagre, coger aliento y regresarse.

A ese grupo me uní.

Llegamos de nuevo a la línea divisoria entre el derecho a protestar y el excesivo abuso del poder de las armas.

Esperamos sentados, solo para demostrar que no teníamos miedo, solo por convicción, por principios y sin más ni más viene la segunda arremetida. Bombas que venían desde los lanzadores de las filas armadas.

Volver a correr, volver al vinagre, volver a nuestros puestos… volver a sentarnos.

Y allí con ellos y con nosotros se quedaron Carlos Vecchio, Leopoldo López y Luis Ignacio Planas como uno más sin pretensiones de líderes sino con la rabia compartida que nos unía en ese momento.

Viene la lluvia y los muchachos, y nosotros, no nos movimos de nuestros sitios y ellos tampoco. Ahora los estudiantes, seis de ellos, se acostaron delante de la fila soldadesca en señal de RESISTENCIA pero cuando amainó la lluvia se separa del batallón el soldado que se atrevió a vociferar el infausto discursuelo. Minutos antes peleaba con los manifestantes, el pueblo caraqueño, aduciendo que ya era tiempo de terminar esta “payasada”, que el permiso era hasta las tres …( eran las dos horas y diez minutos de la tarde) y que “sus” soldados ya estaban cansados…

“- Se acabó esta vaina-“

Acto seguido tomó el micrófono y con el poder que dan los cinco minutos de gloria ordeno a la arremetida final: los soldados se abrieron en columnas y comenzaron a correr tirando sus bombas de gas, la ballena pasó entre ellos tirando bombas de gas, el helicóptero sobrevoló tirando las bombas de gas.

Los cadetes arremetieron contra los muchachos que permanecían acostados y les tiraron las bombas directamente a sus cuerpos. Sin lastima, sin compasión.

Los manifestantes corrían pero las bocacalles estaban cerradas, los manifestantes corrían pero las entradas del Metro estaban atestadas de gente, los manifestantes corrían sin saber adonde iban porque las nubes densas de las bombas no les permitían ver.

Los periodistas con sus mascaras anti-gas, las mascaras de guerra se acostaron en la calle para captar la aberración de las tropas venezolanas y los lentes no pudieron seguir a toda la injusticia que se cometió.

Los soldados arrinconaron a los que no corrieron a lo largo de la Avenida Libertador. No nos dejaban correr ni ayudar a los que caían detrás de nosotros; nos condujeron a las entradas del Metro sin permitir caminar por las calle y el Metro estaba inundado con el gas; no podíamos escaparnos de la avenida central porque las bocacalles están custodiadas con los soldados obedientes.

Y esos soldados, hermanos venezolanos… si, son venezolanos y no cubanos ni iraquíes ni congoleses… esos soldados, impávidos, nos trancaban las calles que nos hubieran permitido escapar del gas maligno.

Y ese soldado que dio la orden maldita seguía gritando con el megáfono en mano “ – Y ahora si corren... no ique eran valientes?-“

“- Donde están los lidercitos que los comandaban-“

“ – Ningún escuálido tumbará a mi comandante Ch…-

Y esos soldados nacidos en este suelo seguían persiguiendo a todos los que manifestamos por la LIBERTAD DE VENEZUELA con las camisas rojas detrás de ellos.

Y esos soldados castrados de Venezolanidad no merecen llamarse venezolanos, no merecen tener hijos venezolanos, no merecen a esta Patria grande que demostró, una vez mas, que Venezuela no se rinde y que rodilla en suelo solo ante Dios y la Virgen de Coromoto.

Milagros Nieto
milagrosnieto@yahoo.com


Mentalidad y métodos terroristas

Por Gonzalo García Ordóñez.

Era temprano, 10 y 50 de la mañana del día sábado, terminé una reunión de trabajo en el centro de la ciudad, como fui en mototaxi, decidí regresar en Metro desde la estación de La Hoyada. En el camino a la estación, unas seis cuadras, recordé lo que mis amigos, que han estado presentes en las concentraciones del gobierno, siempre han afirmado: a Chávez se le acabó el pueblo, la gente va obligada.

Caminé dentro de manchones de franela rojas, es verdad estaban pasando lista de los ministerios, organismos públicos, PDVSA y muchos otros. Desde vehículos oficiales bajaban todo tipo de provisiones, me paré en un Kiosco a comprar una botella de agua y la vendedora me dijo “quítese esa gorra que le puede pasar algo”. Una joven de Minfra le dio la respuesta, “el señor no está obligado a llevarla, nosotros los empleados públicos sí fuimos y estamos obligados a estar aquí”.

Me fui a la marcha permisada, con la familia y vecinos, a protestar la Ley Comunista de Educación, a reclamar el cierre de las emisoras, a mostrar inconformidad por el abandono del sistema de salud…

A la una y cincuenta minutos contactamos con la primera fila de la Policía Metropolitana, llovía y un olor a gas lacrimógeno era llevado y traído por el aire en dirección sur-norte. Llegamos a la primera fila, donde jóvenes, mujeres, ancianos y líderes políticos reclamaban a los organismos de seguridad por la violencia de la Policía y violación de los derechos humanos; reclamaban las arremetidas feroces, criminales contra la población civil desarmada que manifestaba a todo pulmón su rechazo al terrorismo político del gobierno.

Allí en primera fila sucedía el reclamo a voz limpia, bandera nacional en mano, pechos forrados con franelas de estudiantes, ONG, sociedad civil. Me dio gusto ver en primera línea a los dirigentes políticos justicieros, abepistas, adecos, copeyanos, bandera roja, podemos y sobre todo a siempre valiente pueblo venezolano. La cara de los manifestantes no reflejaba ni miedo, ni odio. Ahora existe una determinación inquebrantable de lucha democrática y justicia.

Se acabó la revolución, el gobierno comunista entra en la fase terminal de los regímenes moribundos, la represión, la violación de los derechos humanos, la propaganda masiva.

Mientras le hablábamos a los policías se nos acercó un oficial de PM, blindado para el combate contra civiles indefensos y desarmados, y dijo:”llegó la orden que a cualquier costo hay que disolver la concentración, es mejor que se vayan”; le preguntamos y por qué hacen esto, “son órdenes de arriba, el Presidente va a la concentración en el centro y el ministro quiere que aquí no haya nadie a esa hora”. Verdad o mentira fue lo que dijo la voz detrás del casco sin rostro que se perdió entre los policías.

No pasó un minuto cuando comenzó el ataque dirigido por el Coronel Benavides Torres, ataque lanzado con fondo musical. Fue una violación masiva de derechos humanos, quedó gente en muy mal estado, a nuestro lado un anciano cayó sobre la parrilla de una alcantarilla, los policías pasaron disparando y lanzando más gases apoyados por la ballena. El anciano fue socorrido, luego asistido por los bomberos. La marcha estaba permisada hasta las 3 pm, el ataque final comenzó a eso de las 2 pm.

A las 2 y 30 tarde bajamos por una calle angosta reclamando la violencia de la policia y GN. En la estación del metro de Colegio de Ingenieros, todo era un desastre, las fuerzas represivas del gobierno atacaron a la gente y a la estación del metro con gases. No respetaron mujeres, niños ni ancianos. Las imágenes que recorren el mundo son ciertas, en Venezuela hay Terrorismo Político de Estado. El Presidente felicitó al Coronel Benavides Torres.

Publicado en Noticiero Digital.

lunes, 24 de agosto de 2009

Efectos del gas lacrimógeno sobre la salud: INTRODUCCION, PREVENCION Y TRATAMIENTO

UNIVERSIDAD CENTRAL DE VENEZUELA
FACULTAD DE MEDICINA
ESCUELA DE MEDICINA "LUIS RAZETTI"
DEPARTAMENTO DE MEDICINA PREVENTIVA Y SOCIAL
CÁTEDRA DE SALUD PÚBLICA

Los gases lacrimógenos (GL) son utilizados en muchas partes del mundo sin embargo, durante los últimos meses en Venezuela, se han venido utilizando con una frecuencia inusitada para dispersar protestas públicas en diversas regiones del país y se han reportado numerosas victimas e inclusive muertes como consecuencia de sus efectos.

Los GL son substancias químicas utilizadas, generalmente, por los órganos de seguridad ciudadana, como las policías y la Guardia Nacional, para el control de multitudes; y por ciudadanos en forma individual para la defensa personal.

Se han identificado más de quince gases, sin embargo los más comunes son:

• CS ( clorobencilidenemal ononitrilo) disponible en forma de envase o granada.
• CN (cloroacetofenona) – frecuentemente vendido como “Mace” en envase o aerosol.
• Pimiento– hecho con pimientos de chile (ají picante) mezclado con un vehículo de aceite de maíz. Disponible en aerosol ( “fli” o “spray”).

Los proponentes de estas armas químicas refieren que, usadas correctamente, sus efectos nocivos son transitorios y no dejan secuelas. El uso de los gases lacrimógenos en los sucesos recientes claramente demuestran que la exposición a esta arma química es difícil de controlar y es indiscriminada, es decir, no solo afecta a los manifestantes que se intentan dispersar o controlar sino también al resto de la población que se encuentre en los alrededores como pasantes u observadores.

Cuando se detona al aire libre una granada de CS se genera una nube de 6 a 9 metros de diámetro, concentrándose una mayor densidad en el centro de hasta 5.000 mg/m3 que se van dispersando en la periferia. Las concentraciones son mucho más elevadas en espacios cerrados y potencialmente fatales por arriba de 50.000 mg/m3 en un 50% de los casos.

El mal uso de los GL, en nuestro país, llega a tal punto que se ha evidenciado, en las últimas manifestaciones, por testimonios de presentes y en grabaciones de los medios de comunicación televisivos como granadas de GL han entrado por las ventanas de apartamentos que nada tienen que ver con las manifestaciones, se han disparado granadas de GL directamente sobre las personas, se ha causando lesiones traumáticas severas y quemaduras por el choque directo de las granadas con el cuerpo de las personas, han caído en bombas de gasolina con el grave peligro de ignición, y se ha exagerado en el número de envases y granadas lanzados en un mismo sitio en poco tiempo y en lugares cerrados.

La población, en general, no tiene ninguna información sobre los GL y sus efectos, muy a pesar de constituir prácticamente parte “habitual” las frecuentes acciones de calle que terminan en una confrontación con las autoridades represivas del estado. Muy a pesar, también, del número de víctimas que padecen sus efectos nocivos, del gran número de afectados que requieren asistencia médica y de la no despreciable cuantía de hospitalizados a consecuencia del mal uso y abuso de estas armas químicas.. Inclusive, se han informado muertes relacionadas con el uso de los GL y la gente todavía desconoce cómo actuar.

Otro punto muy grave es que la información toxicológica disponible es deficiente en cuanto a los potenciales daños pulmonares, carcinogénicos, reproductivos y genéticos de largo plazo. Muchos países prohíben el uso de estas armas químicas e incluso intentan incluirlas dentro de las armas prohibidas bajo el Protocolo de Ginebra.

Los gases CS y CN son los que con mayor frecuencia utilizan las policías y la GN para dispersar protestas. Estos son disparados como envases o granadas, popularmente conocidas como “bombas lacrimógenas”; también por medio de latas de aerosol. El CS es más fuerte pero se dispersa y disipa con mayor rapidez.

Ambos gases CS y CN irritan las membranas mucosas de los ojos, nariz, boca y tracto respiratorio, y causan lagrimeo profuso, estornudos, tos, etc.

El gas pimienta es un agente inflamatorio más poderoso que produce inflamación de ojos, nariz y boca. Sin embargo, necesita ser disparado directamente al individuo para que sea efectivo. Esta característica lo hace más útil para defensa personal contra humanos o animales, y es usado rara vez durante manifestaciones.

Los efectos más comunes de CS y CN son: irritación intensa de los ojos, que produce lagrimeo abundante, hipersensibilidad a la luz, conjuntivitis y ceguera temporal, irritación de las membranas de la nariz, traquea y pulmones, que causan secreción nasal, sensación de ahogo, tos, irritación de la garganta y el estomago con inducción del vómito y posible diarrea; irritación de la piel con sensación quemante dolorosa y picazón. Estos síntomas son aumentados por el calor y la humedad. Estos signos y síntomas duran de pocos minutos a algunas horas, dependiendo del grado y tiempo de exposición al gas.

Inhalaciones intensas de CS han demostrado su capacidad de producir neumonitis química y congestión pulmonar fatal. También se han registrado casos de insuficiencia cardiaca, daño hepatocelular (del hígado) y muerte en adultos. En casos de quemaduras por contacto se han producido sensibilizaciones con dermatitis por contacto. Algunos de los agentes CS son potencialmente tóxicos a nivel genético.

PREVENCIÓN

El uso máscaras de gas, solo los actuales diseños policiales o militares, es el método de prevención más eficaz. Las mascarillas y los cobertores ofrecen poca protección.
• Use mascarillas de ojos o lentes de natación.
• Prepare un neutralizador (agua potable con 5% de bicarbonato de sodio o mitad antiácido en suspensión y mitad agua).
• Otro método, aunque menos efectivo, para prevenir los síntomas es reunir varios pañuelos o trapos, empaparlos en vinagre de cocina (ÁCIDO ACÉTICO) y colocarlos dentro de una bolsa de plástico. Si le llegan a disparar una bomba lacrimógena, colóquese el pañuelo o bandana sobre la nariz y respire a través de ella. No se preocupe por sus ojos, ya que gracias al flujo natural de lágrimas los residuos químicos serán eliminados de manera espontánea. EVITE asistir a marchas y concentraciones con lentes de contacto ya que prolongan el tiempo de acción de los GL y aumentan el riesgo de ulceración de cornea.

MUY IMPORTANTE ES NO TOCARSE LOS OJOS NI LA PIEL Y RESPIRAR SIN BOCANADAS SIEMPRE A TRAVÉS DEL PAÑUELO CON VINAGRE O AGUA

• Si es asmático avísele a sus compañeros o personas alrededor en caso de riesgo, de tal manera que ellos sepan como ayudarle en caso de inhalación, darle su medicación o llevarlo al centro médico más cercano.

EN CASO DE EXPOSICIÓN A LOS GL.

• Mantenga la calma, respire normalmente y evite tomar “bocanadas“ de aire. Camine con cuidado, mirando siempre a su alrededor. En caso de no ver utilice los brazos como guía. Nunca corra ciego pues corre el peligro de caerse o accidentarse.
• Si se encuentra en un espacio cerrado salga de inmediato o abra las puertas y ventanas para ventilar el área.
• Diríjase en contra del viento del lugar de la explosión y retírese del área de la granada o envase de GL lo más rápidamente posible, siempre evitando estar frente al agresor.
• Manténgase en contra del viento lo más que pueda para dispersar rápidamente el gas.
• Si tiene abundante lagrimeo no lo interrumpa ya que ayuda a eliminar los químicos (no se toque o frote los ojos recuerde que las manos están también impregnadas de tóxico). Sonarse la nariz, evite tragar y escupa si siente mal sabor y molestia en la boca o garganta.
• Enjuague abundantemente el área afectada con los neutralizantes o agua SIN FROTAR. El frotar puede diseminar los químicos alrededor y dentro de los poros.
• Tan pronto pueda dese una ducha con agua fría por 3 a 5 minutos y luego continúe con un baño rutinario con jabón. Evite el agua caliente ya que abre los poros y permite el paso del gas a su organismo y los baños de tina porque lo redistribuyen. En caso de una contaminación muy severa use el neutralizante como se indicó anteriormente.
• La ropa debe ser colocada al aire libre expuesta al viento para dispersar los últimos remanentes del gas. Luego, las prendas deben ser lavadas por separadas del resto de la ropa, primero con agua fría y luego de manera habitual. Una vez realizado este procedimiento podrán ser vestidas normalmente.
• Los gases CS son solubles en grasas (liposolubles) por lo tanto nunca cubra su piel con gelatina de petróleo (vaselina) o substancias similares para protección. Una vez contaminado con GL no trate el área con ninguna crema, gel o ungüento a menos que sea un experto en la materia.

TRATAMIENTO

• En los casos de intoxicación leve, es decir, poco tiempo de exposición y en lugares abiertos el manejo es conservador, comenzando con aireación del ambiente donde se encuentre la persona afectada y retirar la ropa contaminada en bolsas plásticas. La piel debe ser lavada, aunque el contacto con agua puede empeorar los síntomas tegumentarios, una solución ligera alcalina como la neutralizante ha sido recomendada para aliviar la descontaminación de CS. En caso de los ojos si persisten los síntomas después de un enjuague abundante se puede usar un anestésico ocular y un parche. En caso de dermatitis de contacto se recomiendan esteroides tópicos y antipruriginosos.
• En los casos de intoxicación intensa al gas por inhalación o ingestión, como puede ocurrir en lugares cerrados o muy próximos a la explosión de una granada o envase de GL, el tratamiento debe ser muy cuidadoso. Si la persona presenta signos y/o síntomas agudos se debe dejar en observación hospitalaria indicándole oxígeno húmedo con mascara o bigote, bronco dilatadores y en casos muy graves ventilación asistida.
• Las personas con antecedentes de enfermedades respiratorias alérgicas, asma o enfisema deben ser observadas cuidadosamente por exacerbación de su condición.

RECUERDE: ¡EL MEJOR TRATAMIENTO ES AIRE, AGUA FRÍA Y TIEMPO!

Preparado por:
Profesor Alejandro Rísquez (Médico)
David Sarshalom (Médico)

MEDICOS UNIDOS DE VENEZUELA
Publicado por:
http://joacoramon.blogspot.com/

domingo, 23 de agosto de 2009

Ataque brutal dentro del Metro de Caracas. Marcha contra la LOE

Durante la represión desatada ayer en la marcha opositora, sin medir consecuencias, haciendo un uso desproporcionado de la violencia, violando el artículo 68 de la Constitución Nacional, las fuerzas de seguridad del estado dispararon gases altamente tóxicos dentro de las instalaciones de la estación Colegio de Ingenieros del Metro de Caracas, adyacente al cordón policial colocado en la Avd. Libertador.

El día anterior oímos declaraciones de nuestro flamante Ministro del Interior, Tarek El Aissaimi, quien dijo que las estaciones del Metro, Colegio de Ingenieros y Bellas Artes permanecerían cerradas para acceso al público, consideración que nos pareció muy pertinente para proteger la integridad física de los usuarios del sistema, mas aún aquellos que no tenían nada que ver con la marcha, que eran simples usuarios.

Ministro sus instrucciones no fueron escuchadas, tal vez se le olvido comunicarlo al Presidente del Metro, tal vez este funcionario se quedó dormido, a lo mejor no lo escucho?. El hecho es que el uso indiscriminado de la violencia conlleva a este tipo de atropellos. Es inaceptable que sus fuerzas represoras encabezadas por el Coronel Benavides, simplemente pasaron por encima de los derechos civiles y ciudadanos.

Ministro, esto no será consecuencias de la arenga política del Coronel Benavides donde alertaba a sus efectivos que nosotros los opositores lo que queremos es desestabilizar, tumbar a Chávez, considerarnos enemigos de la patria, traidores a la revolución. Ministro vea la imágenes y observe a los hijos de la patria sufriendo las consecuencias del ataque ordenado por el Coronel Benavides.

Las imágenes hablan por si solas. Tomadas de:

http://www.pagebin.com/2ab87
http://venezuelapatrialibertadyvida.blogspot.com/











sábado, 22 de agosto de 2009

La irreverencia de los caraqueños. Marcha contra LOE

Llegamos al Centro Lido en la Avd. Francisco de Miranda a las 10:00 A.M., sitio de inicio de la marcha convocada por los factores de oposición, para protestar contra la recién aprobada Ley Orgánica de Educación. Muchos de nosotros sentíamos cierto miedo y aprehensión, pues pensábamos que la convocatoria resultaría escuálida (escasa).

Sin embargo a las 11:00 A.M. hora de inicio de la caminata, en el punto donde nos encontrábamos, las calles se desbordaban de gente, la masa humana era gigantesca, superaba cualquier expectativa, iniciando la marcha recibimos una llamada telefónica de un marchista que estaba al frente y nos comunico que ya estaba en la Torre La Previsora. Para quienes nos leen en otros países y desconocen la ciudad, les puedo decir que desde el Centro Lido hasta la Previsora hay al menos 15 cuadras, no habíamos avanzado sino tres cuadras, arribando a Chacaíto y por la radio nos enteramos que los marchistas ya habían llegado al punto donde la Guardia Nazional y la Policía Metropolitana habían establecido el cordón de seguridad para impedir que la protesta continuara hasta la Asamblea Nacional, 20 cuadras por delante de nosotros.

En ese punto a la 1:40 P.M. se inicio la brutal represión sobre el pueblo, una y otra vez, los manifestantes que sabemos no agredieron a las fuerzas de seguridad, se retiraban, tomaban aire y volvían a ponerse enfrente de las fuerzas represivas, esto sucedió en cuatro oportunidades con diferencias de media hora aproximadamente, no sabemos el número de heridos, menos aún conocemos el incontable número de afectados por efectos de gases tóxicos.

El bravo pueblo de Caracas dio el ejemplo, con una irreverencia que no habíamos presenciado en muchos años, Caracas le dijo NO a la Ley de Educación, le dijo NO al autoritarismo, le dijo NO al abuso de poder, le dijo NO al Comandante de la Guardia Nazional Antonio Benavides, le dijo NO al gobierno rojo rojito, y le dijo NO al proyecto socialista del Siglo XXI.

Aunque estamos en período vacacional de toda la población estudiantil, es decir todos los Colegios, Liceos Públicos, Liceos Privados y Universidades están cerrados, la respuesta resulto contundente, no me puedo imaginar lo que sucederá el 15 de Septiembre cuando comience el año escolar, cuando en cada centro educativo se produzcan manifestaciones ese día y los subsiguientes, como va a ser el Coronel Benavides y el resto de las fuerzas de seguridad del régimen para controlar probablemente entre 5,000 a 10,000 manifestaciones ese día, de padres, representantes, maestros, profesores y estudiantes que se pronunciarán en contra de esta Ley ilegítima.

Al Presidente Hugo Chávez le decimos: esto es en serio, te pasaste de la raya. Aprovechemos lo que resta desde aquí hasta el 15 de Septiembre para organizar la resistencia no solo a esta Ley, sino a muchas otras que ya están aprobadas y otras que esperan aprobar en las próximas semanas, organizarse para impedir que cierren el resto de las 206 emisoras que están pendientes, organización para impedir que le sigan quitando competencias a los Alcaldes y Gobernadores electos el pasado 27 de Noviembre.

Al pueblo venezolano le decimos: “Seguid el ejemplo que Caracas dio”.

viernes, 21 de agosto de 2009

Al joven del sofá, BlackBerry y rumba

A todos mis compañeros de profesión, no a los abogados, hablo de mis compañeros de inquietudes, de lugares comunes, de año de nacimiento o al menos de años contiguos, de calle, de sufrimientos, de alegrías, en fin, a toda persona que se sienta joven y que hoy esté sentado en su sofá, hablando por el BlackBerry a ver cuál será la rumba del viernes; a ellos les escribo.

Hoy nos toca sobrevivir a un país en crisis, si, estamos en crisis. Aunque puedas ir hoy por la noche al lugar de costumbre a tomarte lo que acostumbras, podrás notar que cada vez existen menos sitios seguros a donde ir para hacerlo. También podrás notar que cada mes suben los precios de lo que consumes y existe menos variedad. Sin embargo, que puedas seguir saliendo no necesariamente significa que sigues siendo libre.

Aunque estés de vacaciones y en septiembre u octubre vuelvas a clases como todos los años, en la Asamblea Nacional se discutió un proyecto de Ley Orgánica de Educación que vulnera el derecho a una educación libre y plural, si, la tuya y la de tus hermanos, primos y amigos. Sin embargo, que puedas seguir asistiendo a clases no necesariamente significa que sigues teniendo derecho a la educación.

Aunque cuando salgas a la calle escuches tu Ipod, MP3 o afín, para poder escuchar la música que te gusta, el gobierno nacional cerró 34 radios en todo el país y aún quedan más de 200 pendientes. Sin embargo, que puedas seguir encendiendo la radio no necesariamente significa que puedes escuchar lo que quieres.

Aunque en las próximas elecciones puedas ir a votar por tu candidato de preferencia, la Asamblea Nacional aprobó a las carreras la Ley de Orgánica de Procesos Electorales en donde la representación proporcional de las minorías queda entredicha, no importa a qué tendencia pertenezcas, que puedas seguir votando no necesariamente significa que puedas seguir eligiendo.

Aunque hoy tengas tus propias cosas o sueñes con tenerlas y en función de ello trabajes duro como corresponde, la Asamblea Nacional pretende aprobar una Ley de Propiedad Social en donde todos los medios de producción pasarán a manos del Estado. Que hoy te sientas con el derecho a tener tus propias cosas no asegura que mañana te las respeten.

Estamos en crisis jóvenes y no es necesario que todos queramos ser políticos para enterarnos, tampoco es necesario que todos queramos ser políticos para actuar, esto no se trata de política, se trata de nuestras vidas, se trata de que si seguimos haciendo caso omiso a lo que pasa frente a nosotros, mañana no podremos quejarnos, estaremos atrapados y se habrá cambiado la historia de todos por la historia de uno.

No estoy hablando de que dejes la rumba y el BlackBerry, estoy hablando de que dejes el sofá desde donde lees esto y mires las protestas que se hacen en la calle, estoy hablando de que tú eres necesario para construir nuestro país y que tienes la oportunidad de ser partícipe de la reconstrucción del lugar en donde vives y morirás, estoy hablando de que tus derechos deben ser reclamados por ti y la calle te está esperando.

NOTA DEL EQUIPO PRODUCTOR:
Este excelente escrito nos llegó por correo electrónico, desconocemos su autor, la fuente donde se publico originalmente ó si simplemente se publico en algún medio de comunicación. Pedimos excusas al autor, realmente quisiéramos saber quien lo escribió, para expresarle nuestra felicitación de cómo interpreta a ese sector de la sociedad al que hace referencia, lo cual compartimos, pues lo vivimos en carne propia, es decir en nuestros hogares.

Piensa mal, pecaras, pero acertaras

Por Mercedes Pulido

Curiosamente no hubo altercado, ni disidencia en la convocatoria oficialista para ensalzar la nueva Ley de Educación, tan solo autobuses, y una vianda distribuida a granel. En la marcha universitaria convicción y testimonio que enfrentó gases, ballena y violencia absolutamente visible e irracional a estudiantes, periodistas y comunicadores. Al régimen lo que le preocupa es que los problemas y la disidencia se vean.

No debería asombrarnos pues, que el prístino Ministro de finanzas símbolo de la credibilidad ideológica afirme conjuntamente con el Jefe de Estado que los periodistas son provocadores, Tal vez les asiste la convicción que ellos desenmascaran la intromisión agazapada en la Ley de Educación de los "delitos mediáticos" y la asfixia de un pensamiento crítico. Apelar a un enfrentamiento con Colombia y la creación de bases de paz en un ministro tan circunspecto, nos hace pensar en la búsqueda de una confrontación como vía de movilización del nacionalismo fanático, utilizado siempre como tabla de salvación en un derrumbe.

El ataque a la Catedral de Valencia y la irrupción en la procesión de Nuestra Señora de la Begoña no es casual, por algo la Iglesia mantiene como institución la más alta aceptación y credibilidad en las encuestas. Además de ser voz y testimonio constante e incomodo de los de los cuatro millones de niños que están fuera del sistema escolar y que aumentaran con la asfixia de las escuelas populares. Estos ataques desenmascaran las declaraciones oficiales de la autoridad impuesta del Distrito Federal en donde afirma que "esta ley permitirá que los niños en el futuro puedan ser unos chavecitos".

El mediático Jefe de Indepabis afirma con desparpajo que es más barato traer los productos alimenticios desde Argentina que el transporte de Colombia. Se olvida que Europa construyo tanto el canal de Suez, como el de Panamá porque las distancias geográficas y climáticas implican costos de seguros, equipamiento y turbulencias que afectan los costos y la sobrevivencia. Pero esto desenmascara que perdimos productividad, al punto que estamos cambiando petróleo por caraotas y ni que decir del azúcar y del café. Los mercados y comercios están llenos de marcas desconocidas y difícilmente encontramos productos venezolanos.

La orden impartida caudillistamente de aprobar las leyes electorales, educación y tierras y las que vendrán, es la carrera de la destrucción mediante el miedo, la represión y la desesperanza ante una realidad inevitable de mantener la máscara de la legalidad. No importa el país, y mucho menos su gente. El Estado, el gobierno y el partido soy yo. No hay diferencia. Se corre la arruga, la deuda externa aumenta en el trimestre en 16 000 millones de dólares, porque la escasez es mortal en tiempos electorales y el próximo año tenemos que hablar de "amor".

Pequemos de arriesgados, de luchadores en lo que somos y creemos. Aceptemos que la maldad y la perversidad existen en la condición humana y hay que desenmascararla. Entonces, acertaremos en la construcción de convivencia incluyente que nos asuma como hacedores y decisores de nuestras vidas y no simplemente como súbditos robóticos.

http://www.opinionynoticias.com/opinionpolitica/1188-piensa-mal-pecaras-pero-acertaras

Una división a la que no se le presta atención

Por Jordy Enrique Moncada

En la Venezuela actual, nuestra generación tiene dos posibles maneras de actuar: continuar siendo una generación-voto, alienada y sustraída de la participación real en el destino de la nación, o la otra forma, más sublime, que corresponde a nuestra herencia histórica, al semblante que en la humanidad ha tenido siempre la juventud: el de tomar las armas de la razón para reinventar nuestro presente.

Editorial de El Guasinero, noviembre de 2004.

La división de la juventud venezolana atraviesa por una preocupante división: 1) aquellos que nos preocupamos por el destino del país y estamos en constante formación social, académica y política para asumir que ya no somos una generación de relevo, sino la generación que releva, aquellos que nos sabemos con el derecho de levantar la mano para opinar con fundamento; y 2) aquellos que se preocupan por saber cuál será el próximo bar que visitarán, aquellos que por mayor preocupación tienen definir a qué playa van a acudir el próximo fin de semana para tomarse sus cubalibres, aquellos que nunca leerán este artículo, pues lo último que leen es el periódico.

Frente a esta ineludible realidad, la tarea es clara y compleja. Si en verdad buscamos un cambio en el destino de nuestra nación, el mensaje debe ir dirigido a aquellos jóvenes que no han entendido el momento histórico que atraviesa nuestra generación. No pretendemos que todos los jóvenes venezolanos sean actores políticos, pero sí actores críticos en la construcción de una sociedad que se encuentra bastante deteriorada, que sean actores en la búsqueda interna de valores que lleven a la armonía entre nuestros habitantes.

La gran mayoría de la población venezolana está constituida por jóvenes. El reto es hacer que esta gran población comience a ser crítica, dejando de ser una generación loro, en donde sólo se repite aquello que se escucha en la mesa cuando papá o mamá comenta algún episodio de nuestra acontecida vida política.

El llamado no es otro que a infundir la semilla del criterio en nuestros jóvenes. La falta de criterio propio es la plaga más grande que puede azotar a ser humano alguno, y por ahora muchos de nuestros jóvenes sufren de ella. Es necesaria la introspección que determine el verdadero rol que demanda en cada uno de ellos el momento histórico que atravesamos.

Venezuela necesita de una juventud comprometida con el destino de la nación, dispuesta a sacrificar esa costumbre de aferrarnos a la indiferencia, que termine de tomar las riendas de la sociedad y encaminarse al destino que merece, pero ese resultado jamás podrá verse mientras sólo sea un sector de la juventud, y me atrevo a decir que el minoritario, el que se preocupe por nuestro destino.

Publicado por:

http://www.plantabaja.com.ve/?p=1886

miércoles, 19 de agosto de 2009

Si desacatas la Ley de Educación serás un delincuente

Infelices declaraciones del Ministro Navarro: “El que se pone al margen de La Ley es un delincuente” refiriéndose a todas esas voces que han manifestado que desacatarán la nueva Ley Orgánica de Educación.

Lamento informarle al Sr. Ministro de Educación, que se contarán por cientos de miles los delincuentes que no permitirán la aplicación de la Ley. Esto va en serio Señor Ministro, no lo tome a la ligera.

A estas alturas a menos de una semana de su aprobación en la Asamblea Nacional, a menos de tres días que el Presidente le coloco la rabo de cochino roja a la Ley, ya se han realizado decenas por no decir cientos de asambleas explicando los pormenores del instrumento legal, solo piense que el país todavía está desactivado, pero ya ha empezado a salir del letargo vacacional, no le cuento lo que va a pasar el 15 de Septiembre Señor Ministro.

Sin embargo el primer esfuerzo que todos tenemos que hacer es divulgar la Ley en Internet, en folletos, en panfletos, en volantes, en periodiquitos, en asambleas de padres y representantes, en los medios de comunicación libres e independientes, es decir hagamos un inmenso esfuerzo comunicacional persona a persona, no le agreguemos ni le quitemos nada, una vez leída con detenimiento, la ley se explica por sí sola, pretende la hegemonía educativa en una sola vía, la del proyecto socialista bolivariano.

Del resultado de esa consulta nacional, saldrán las acciones jurídicas, políticas y de calle a que hubiere lugar, es muy temprano para tomar posición en cuanto a lo que hay que hacer para lograr la derogatoria, por eso criticamos a las voces que ya se manifiestan en contra de una u otra alternativa para lograr el objetivo. Para nosotros el objetivo trasciende la Ley de Educación, el objetivo es ponerle al régimen un muro de contención para evitar que continúe su avance inconstitucional hacia el socialismo del Siglo XXI.

Esperamos que los ciudadanos de nuestro país, que se manifiestan en contra del gobierno, entiendan que este es un problema de participación popular, no para enfrentar la coyuntura específica de la Ley de Educación, sino para hacerle frente de una vez por todas a las pretensiones hegemónicas del régimen rojo, rojito. Esto solo se lograra si multiplicamos el mensaje, si multiplicamos el compromiso ciudadano, si multiplicamos la militancia de cientos de ciudadanos, escoge tu puesto de combate, sea en una Asamblea de Ciudadanos, en un Consejo Comunal, en una Asociación de Vecinos, en un Partido Político, en una organización ciudadana ONG, en tu organización gremial, en tu centro de estudiantes, en tu sindicato, en cualquier lugar que se adapte o se ajuste a tus inquietudes y pensamientos.

Lo que no puedes hacer es quedarte callado y dejar que algún otro vecino haga el trabajo que tú tienes que hacer, por tus hijos, sobrinos y nietos, adelante que para luego es tarde.

La Guerra Fría reinventada

Por Jorge Edwards (Chile)

Con la caída del Muro de Berlín y el derrumbe del bloque soviético, la Guerra Fría terminó en casi todas partes, pero no en todas. Dejó algunas islas, algunas rémoras, algunos territorios sobrevivientes. Y ahora empiezo a creer que nosotros, en América Latina, en nuestra inveterada extravagancia política, estamos contribuyendo a reinventarla.

Porque algo propio de esa época, de la división del mundo en dos bloques, era la lucha despiadada, legal cuando se podía, y en muchos casos subterránea, ilegal, conspirativa, incluso armada, para impedir que un país se pasara de un lado al otro. En la región nuestra, sin ir más lejos, la situación de Cuba encendió todas las alarmas. Una lucha democrática en sus orígenes, dirigida contra la dictadura de Fulgencio Batista, desembocó al cabo de pocos años en un proceso lleno de vuelcos sorprendentes, en una dictadura marxista-leninista. Las dictaduras militares que vinieron después fueron la reacción previsible, desgraciada, apoyada muchas veces por Washington, frente al desplazamiento ideológico que se había operado desde La Habana. El golpe de Estado en el Brasil, por ejemplo, a comienzos de 1964, se produjo después de algunas señales izquierdizantes, más bien menores, que había dado el gobierno de Joao Goulart, gobierno que el Che Guevara en persona, en un aparte de una reunión internacional en Suiza, se encargó de condenar como una “democracia mediocre”, que confundía y desvirtuaba la lucha real, de fondo, entre gorilas y revolucionarios. En otras palabras, la división existía y la extrema izquierda, en lugar de maquillarla, como hacían las democracias burguesas de la época, se encargaba de profundizar.

Aquella famosa y pavorosa idea de crear dos o tres Vietnam en América Latina iba por ese camino. Era una época de confrontación, en que la palabra “consenso” estaba desprestigiada, y el único factor que impedía la tercera guerra era el miedo a la destrucción nuclear del planeta.

Ahora, desde la instalación y la extensión del ALBA , la alianza bolivariana encabezada por Hugo Chávez, y frente a los sucesos recientes de Honduras, comprobamos que una guerra fría en menor escala, con otras condiciones y hasta otros lenguajes, podría prosperar en nuestro mundo , para desgracia de todos o de casi todos. Desde luego, la alianza de los herederos del pensamiento de Simón Bolívar con la izquierda marxista es un primer disparate curioso.

En un ensayo notable, El estante vacío, obra del historiador cubano del exilio Rafael Rojas, se evocan las opiniones de Carlos Marx sobre el Libertador venezolano , publicadas en 1858 en una enciclopedia norteamericana. Según el autor de El Capital, Bolívar era un dictador criollo con ínfulas napoleónicas, defensor de presidencias vitalicias y senados hereditarios . Ya podemos imaginar qué le gusta de Bolívar a Hugo Chávez: lo vitalicio y hereditario para él, no para los demás. Junto a ese libertador, escribe Rafael Rojas, el Karl Marx que colaboraba con The New American Cyclopaedia quedaba casi como un demócrata liberal. El ideal bolivariano, claro está, no pasa de ser una fuerza movilizadora, de propaganda, que nadie se preocupa de estudiar en serio, pero la noción peligrosa y contagiosa de la presidencia perpetua , de por vida, está en esos orígenes. Es un invento venezolano antiguo, de los años fundacionales, y Hugo Chávez lo ha reflotado con gran astucia. Alvaro Uribe debería meditar sobre esto con seriedad, a sabiendas del precedente que podría establecer, antes de embarcarse en la misma vía.

A partir de aquí, el tema de Honduras se empieza a colocar en una perspectiva más clara.

En nuestra guerra fría reinventada, la teoría del dominó, del ajedrez, de lo que sea, se aplica a la perfección. El caudillo caraqueño mueve sus peones y las piezas van cayendo: Bolivia, Ecuador, Nicaragua, Honduras . En una guerra en apariencia menor, los golpes sucesivos son mayores. De las elecciones democráticas se pasa a las presidencias vitalicias, lo cual no es poco, e implica, además, un camino sin regreso. Es por eso que los hondureños de los sectores más diversos —Ejecutivo, Parlamento, Poder Judicial, Iglesia, Ejército, empresariado— se defienden como gatos de espalda de la vuelta a la presidencia de Manuel Zelaya .

Por mi parte, creo que la propuesta de Oscar Arias, el mediador, es buena: que asuma la presidencia Zelaya en un gobierno de coalición, con amnistía general y con el compromiso de no reformar la Constitución para ser reelegido en forma indefinida y “bolivariana”. Las últimas noticias, sin embargo, nos llevan a cruzar los dedos, a esperar sin muchas esperanzas.

Me digo, de paso, que Simón Bolívar era una figura más brillante, más romántica, más atractiva que nuestros liberadores del Sur. Estos eran más grises que él, menos mediáticos en términos actuales, pero, a la vez, mucho menos nefastos. Es difícil, por suerte para nosotros, que en estas tierras frías y legalistas salga de repente un Fidel Castro o un Hugo Chávez. Bernardo O’Higgins era hijo de irlandés y fue mandado por su padre, don Ambrosio, a educarse en Inglaterra, país de reformas graduales y desconfiado de las novedades revolucionarias. Andrés Bello, venezolano olvidado en su tierra, que no se había entendido bien, precisamente con Simón Bolívar, llevaba años afincado en Londres, casado con una inglesa, cuando fue contratado por el gobierno de Chile. En resumidas cuentas, tuvimos en nuestros primeros años de vida independiente influencias moderadoras, gradualistas, no fanatizadas, que influyeron en nuestra organización política y legislativa y que explican, por lo menos en parte, la tan celebrada estabilidad de nuestro siglo XIX, el respeto del derecho y de lo que se llamaba el Estado en forma.

Lo que se ha visto en estos días es el atemorizado rechazo de los estamentos conservadores y liberales hondureños ante una nueva intentona de inspiración chavista . Los hondureños, por desgracia, se olvidaron de las formas y dieron la peor imagen internacional posible. Pensaron mal, e hicieron algo que ahora, en la América Latina de estos días, bajo una presidencia demócrata en los Estados Unidos, no se puede hacer. Uno se pregunta si ese país pequeño y empobrecido tenía fuerza interna para enjuiciar a un Presidente de la República y deponerlo por medios legales. Además, las escenas de la calle indican que Zelaya tenía apoyo popular. ¿Había, entonces, que entregarle la presidencia vitalicia en bandeja, convertirlo en cabeza de una dinastía hereditaria, al estilo de Corea del Norte, como le habría gustado al extravagante Simón Bolívar y a los bolivarianos que andan sueltos ahora? En esto me quedo con Carlos Marx, con su aguda nota biográfica en The New American Cyclopaedia de 1858, producto editorial que parece inventado en un cuento de Jorge Luis Borges.

http://e-lecciones.net/opinion/?numero=590&p=d&show=1&titulo=La%20Guerra%20Fría%20reinventada