10 Últimos

lunes, 13 de marzo de 2017

Luis Vicente León: Maduro es el líder del chavismo con más baja aceptación por @marielozadab


Por Mariel Lozada


Para Luis Vicente León, “es obvio que si la población piensa que hay una grave crisis, (Nicolás) Maduro pierda popularidad”. El presidente de Datanálisis, quien estuvo como invitado en el programa “José Vicente Hoy” transmitido por Televen este domingo 12 de marzo, dijo que la popularidad del Presidente “es oscilante entre 17 y 20%”, lo que no solo representa una caída muy significativa desde las elecciones que ganó con 50.6%, sino que también lo convierte en el líder del chavismo con más baja aceptación.

Para más, en el Gobierno no hay ningún líder que rete su popularidad, puesto que todos los alternativos tienen más o menos los mismos niveles de aceptación. “Con Chávez no había nadie cerca, hoy cerca de Maduro está Diosdado Cabello, Jorge Rodríguez, Héctor Rodríguez y Tareck El Aissami“.

En la oposición, el liderazgo lo manejan Leopoldo López, Henrique Capriles Radonski, Henri Falcón y Henry Ramos Allup, en ese orden. Aunque ninguno tiene cifras muy altas, un líder opositor escogido por primarias sería quien contara con mayor aceptación en el país.

León resaltó el trabajo hecho por Capriles cuando logró dividir el país en las elecciones del 2013, luego del velorio del fallecido presidente Hugo Chávez, “pero inmediatamente perdió potencia, en parte porque una parte de la población dijo que ganó las elecciones y no las cobró”.  En ese momento Leopoldo López subió como el líder más fuerte, pero el tiempo que lleva preso juega en su contra: aunque lo ayuda desde el punto de vista de la solidaridad, no le permite cercanía con el electorado.

El caso de Falcón es particular porque no es un candidato que guste a los opositores, sino a los que se consideran independientes, que llegan a representar el 38%. Ramos Allup volvió a la palestra luego de su rol como presidente de la Asamblea Nacional, lo que le dio frescura “con un discurso polarizante, que hace reír, que Chávez tenía y que lo conectó con una parte importante de la oposición”.


“La gente quiere una solución a su problema. Alguien que le ofrezca un país que le genere esperanza. Tú no enamoras hablando mal del Gobierno, lo haces dando expectativa de cargo en positivo. La Venezuela que se puede vivir en el futuro diferente a la que tú vives y rechazas”, señaló León.

En el programa de José Vicente Rangel señaló también que la situación de los partidos políticos en cada uno de los bandos es totalmente distinta (el Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv) está solo, mientras que en la oposición hay varios más parejos, con Primero Justicia de primero), y expresó que hay que tener cuidado de que el Consejo Nacional Electoral termine acabando con los partidos en el proceso de renovación.

“Yo soy un defensor abierto de todos los partidos políticos porque creo en la democracia como un factor (…) los partidos, por pequeños que sean, tienen derecho a estar organizados (…) lo que conecta a una persona a un partido son sus líderes, por ello la necesidad de que estos se fortalezcan”, manifestó León.

La economía nacional urgida de inversión

Reconoció que el Gobierno nacional ha llevado la crisis y la baja de los precios del petróleo mucho peor de lo que se debería, por el modelo económico de “control e intervencionismo extremo”, y que la única manera de solucionarlo es que el sector privado y el Estado trabajen “en llave (…) Más del 89% de la población siente que la solución es un trabajo conjunto del Estado y control privado”.

Puso como ejemplo que 1 millón de dólares entregados a una empresa venezolana importante producen 4.5 veces la cantidad de comida que se puede importar con ese dinero, además de que producen el valor agregado de trabajo para venezolanos.

“En el país, el 65% de las inversiones están paradas”, aseguró, diciendo que una rápida recuperación sin “un helicóptero de la Cruz Roja tirando comida” no sería posible sino con “dólares, inversiones y comida para reactivar la productividad ociosa”.

También explicó que en el país no está garantizada una estabilidad institucional, pero que en todo caso las instituciones deberían velar por no responder “ni a la oposición ni al Gobierno, sino a la Constitución“.

Foto: Primicias24

12-03-17