10 Últimos

sábado, 10 de diciembre de 2016

OÍR Y ESCUCHAR, INCLUSO EN EL SILENCIO, por Belkis Hernandez, @bkissh




Por Belkis Hernandez, 10/12/2016

El ciudadano de a pie no siempre tiene la razón, siendo a quien le toca vivir los sinsabores de la crisis puede que a su espíritu lo domine más la desesperación que la razón.

Más sin embargo, a quienes por circunstancias de la vida le corresponde liderar algún grupo, instancia o factor de lucha en esta Venezuela destruida, debe OÍR Y ESCUCHAR a quienes, en el diario vivir les corresponde lidiar con lo cotidiano y lo extraordinario como parte de su ser, de su angustia, de su esperanza y desesperanza, de su alegría y su tragedia, de su día y su noche; OÍR Y ESCUCHAR para hacerse participe de la realidad más allá de la suya misma.

Cuantas veces la realidad nos sobrepasa y nos abruma, es como demasiado para un solo día y una sola noche, por ello para aguantar ese diluvio de porqués, cuándos, cómos, necesitamos no solo oírnos y escucharnos, sino vernos sentirnos, minutos de silencios en la soledad de la noche, manos amigas encontrarnos y finalmente hacernos acompañar los unos y los otros en el largo duro pero esperanzador camino hacia la libertad, la reconciliación con nosotros mismos y con los demás hacia la verdadera Justicia y hacia la añorada paz.

Como no decaer o como caer, sin que la historia nos susurre al oído:¡Levántate hombre,  levántate! Venezuela te espera, lleno del aprendizaje de lo vivido, con la humildad de saber que no somos la verdad, que solo juntos la podremos encontrar, cuando entendamos que una idea, un suspiro o un sueño de otro puedo hacerlo mío, luchar para lograr sin egoísmo, sin bajas pasiones y sin miserias humanas que nos ciegan y no dejan que veamos el bien común que es el bienestar de todos, donde yace nuestra verdadera libertad. Eso será cuando los seres humanos cual Principitos, del aviador francés Antoine de Saint-Exupéry, veamos más allá de nuestros ojos y cuál Jesús de Nazaret actuemos bajo el mandamiento del amor, que aclara nuestra mente y llena nuestro espíritu.

BELKIS HERNANDEZ
Abogada de profesión y ciudadana de la vida por elección