domingo, 9 de mayo de 2010

Bravo Venezuela: "Día de la Madre"


Mas allá de su día, Gracias por existir

(Tomado del libro Flor de las Flores, Colección: Pensando en Ti Mamá)

Dato curioso, ¿Sabía Usted....?
¿Donde, cuando y como NACIO EL "DIA DE LA MADRE"?

1. EL "Dia de la Madre"

En 1905 murió en EE.UU. la madre de Anna Jarvis. A los dos años (1907), Anna seguía con la impresión de la muerte y del entierro de su mamá. Para consolarse invitó al segundo aniversario a un buen grupo de amigas y de amigos. En esa reunión aniversario se habló de todo: de nuestra limitación en el tiempo, de la realidad inevitable de la muerte, de la necesidad de perpetuar el recuerdo del ser más bienhechor, la Madre... En ese ambiente le surgió a la Srta. Jarvis la idea de celebrar el "Día de la Madre", para exaltar la maternidad y para fomentar el agradecimiento por el don de la vida.

Anna Jarvis y sus amigos y amigas, durante siete años, vendieron en todos los Estados Unidos de América la iniciativa de celebrar el "Día de la Madre".

El 9 de Mayo de 1914 consiguieron que fuera aprobada a nivel nacional la fiesta del "Dia de la Madre", La aprobó, mediante decreto, el Presidente W. Wilson.

EE.UU. es pues, la cuna del culto o agradecimiento anual a la Madre.

2. El "Dia de la Madre de todas las Madres"

La iniciativa de EE.UU. se fue conociendo en otros países. Alemania fue la primera que la aplaudió. Pero, al trasplantarla a Europa, la enriqueció celebrando al mismo tiempo la fiesta de la madre por excelencia, la Madre de Dios y de todos los hombre.

Francisco Payeras, en su libro "De lo sencillo a lo humilde”, tratando del "Día de la Madre de todas las Madres", afirma:"La costumbre procede de América, donde se empezó a celebrar hacia 1910", En seguida Payeras describe cómo de América la costumbre por toda Europa.

La Catequética La Salle, que dedica una ficha a la iniciativa americana, aquilata: "El “Día de la Madre de todas las Madres" se celebraba en la fiesta de la Purísima Concepción, 12 de diciembre... para llenar de espíritu religioso el sentido humano del amor filial".

Fue así como nació el "Día de la Madre de todas las Madres" y cómo se unieron en una sola fiesta el "Día de la Madre" y el "Día de la Virgen".

3. El "Dia de las tres Madres"

En la década del 20, en Venezuela, se honró una tercera madre, la Madre Patria. La historia nos cuenta que en mayo de 1921, el Dr. Jesús María Arcay Smith, como presidente de la asociación "Caridad y Concordia", organizó en Valencia, el "Día de las tres Madres" (de la Madre de Dios, de la Madre Patria y de la Madre de cada hombre). ¿Fue idea suya? ¿Ose inspiro en el "Día de la Madre de todas las Madres", extendiéndolo a las tres clases de madres? No lo sabemos. Pero el caso es que en Valencia del Rey nació el "Día de las tres Madres", (cf. F. González Guinand, Tradiciones de mi pueblo, 2a ed., Valencia1981, págs.133-145). Nació y se institucionalizó.
Fue así: El Dr. Arcay Smith, admirado de la acogida que había tenido la fiesta de las Tres Madres celebrada el 24 de Mayo, solicitó de la Municipalidad de Valencia, el 10-6-21, que institucionalizara la celebración anual del "Dia de las Madres", La Municipalidad lo hizo mediante un acuerdo firmado el 20-7-21 y fijó como dia el cuarto domingo de mayo.

No contento con eso, el Dr. Arcay Smith sugirió lo mismo a todas las Municipalidades de Venezuela. Y 82 respondieron positivamente, dictando acuerdos semejante al de Valencia. Ante esa aceptación tan generalizada de la iniciativa carabobeña, el Congreso Nacional, tambien a petición del Dr. Arcay Smith (3-5-22), aprobó en 1924 una ley por la que se decretaba la celebración anual en todo el Pais del "Dia de las Madres", el cuarto domingo de mayo.

Para entonces ya el "Día de las Madres”, tenia himno con letra del Prof. Luis Bouquet, poeta carabobeño, y música del Prof. Pedro Elías Gutiérrez, Director de la Banda Marcial de Caracas. El Dr. Arcay Smith, para perpetuar las decisiones de los Municipios y del Congreso Nacional, solicitó del estado Carabobo que dedicara un parque o una plaza a las tres Madres. Y promovió la construcción de un monumento en ella. El Gobierno le dedicó la plazoleta que estaba entre el Colegio Nacional y el Teatro Municipal. El monumento lo esculpieron en Italia bajo la dirección del marmolista Alberto Roversi. El monumento ostentaba, sobre un pedestal artístico de mármol:

- una estatua de la Madre de Dios, en actitud de presentar a su hijo a los hombres;
- una estatua de la Madre Patria, que sostenía con su mano derecha la bandera nacional y apoyaba la izquierda en el escudo patrio; y
- una estatua de la madre de cada hombre, que presentaba a la Madre de Dios su pequeño hijo.
El monumento no pudo inaugurarse el día previsto, 24-5-25, porque no llegó a tiempo. Pero se inauguró el 20-9-25. Lo bendijo Mons. Francisco A. Granadillo, delante de las autoridades y de un gran público.

4. El "Día de la Madre"

La iniciativa de Venezuela fue copiada en Chile y México en 1923. Pasó a Santo Domingo en 1926. A Cuba en 1927. Y después a Costa Rica, El Salvador, Honduras, Nicaragua, Argentina y Uruguay. En algunos Países se honró con una fiesta especial a madres especiales. Así en España, en los años de la post-guerra civil, las Damas de Acción Católica organizaron el "Día de la Madre del Sacerdote", con imposición de insignias y todo. A los pocos años se empezó a pensar en el "Día de la Madre del Seminarista", Uno y otro se celebraron el 19 de marzo, día del seminario y de las vocaciones en España.

Por los años 50, los obispos europeos, viendo que los comerciante habían forzado a las publicidades a centrar la atención en el Día de la Madre de cada hombre(¡lógica comercial!: ni a la Virgen ni a la Patria se le pueden regalar relojes, vajillas, ayudante de cocina...), decidieron que no coincidieran con el día de la Inmaculada (8-12) y trasladaron el "Día de la Madre" (Así, en singular) al mes de mayo, fijando como día segundo domingo. Así, por una parte, quedaba vinculado a la Virgen (el mes de mayo en casi todo el mundo es el mes de la Virgen) y, por otra parte, el aspecto comercial no ahogaba una fiesta tan importante como la de la Inmaculada.

Para este traslado en Europa de la fiesta a Mayo influyó sin duda el que en América, por iniciativa de la Srta. Anna Jarvis en EE.UU. y del Dr. Arcay en Venezuela, en mayo se celebra el "Día de la Madre" y el "Día de las tres Madres", respectivamente.

Y el traslado, a su vez, influyó en Venezuela: al unirnos los Venezolanos al resto del mundo adelantando la fiesta al segundo domingo, poco a poco nos fuimos olvidado, como en todas parte, de la virgen y de la Patria. Y hoy el "Día de la Madre" es el dia para honrar, obsequiar, acompañar... a nuestra madre de un modo extraordinario.

Un índice de la reducción de la idea del Dr. Arcay Smith con el paso del "Día de las Madres" al "Día de la Madre" es el trato que se dio en Valencia al monumento de Arcay Smith: para abrir una avenida, el "Monumento a las tres Madres" fue trasladado en 1948-50 a los jardines del Hospital Central, frente, frente al pabellón de niños. Y recientemente fue instalado en la plaza que está cerca del antiguo Prebo y de las instalaciones de la telefónica.

¿Reponer el "Día de las Madres"?
Quizás ese fuera un modo práctico de descomercializar y por tanto, de restituir su sentido primero al "Día de la Madre".
Cesáreo Gil.

MAS ALLA POR SU DIA, GRACIAS POR EXISTIR, BELLAS DAMAS

LA ESCUELA DE LAS FLORES por Rabindranath Tagore.

Cuando el cielo tempestuoso ruge sordamente y caen los chubascos de junio, el húmedo viento del este caminba a través de los brezales para tocar la cornamusa entre los bambúes.

Entonces, innumerables flores se abren de súbito; nadie sabe de dónde han salido, y se las ve bailar locamente sobre la hierba.

Madre, estoy seguro de que las flores tienen una escuela bajo tierra.

Cuando hacen sus deberes las puertas se cierran, y si antes de que sea la hora quieren salir para jugar, el maestro las manda castigadas al rincón.

Tienen vacaciones cuando llega la época de las lluvias. Las ramas entrechocan en el bosque y las hojas se estremecen con el viento furioso, las gigantescas nubes dan unas palmadas y las niñas-flores salen corriendo, con sus vestidos rosados, amarillos y blancos.

¿Sabes Madre? Las flores viven en el cielo, como las estrellas.
¿No te has fijado qué deseos tienen de llegar allá arriba?
¿Y sabes el por qué de tanta impaciencia?
Yo sí, yo adivino hacia quién tienden sus brazos: las flores tienen, como yo, una madre.

Un Peatón sin Barreras
Arq.Iván Enrique León Hernández

Peatones sin barreras

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Para comentar usted debe colocar una dirección de correo electrónico