10 Últimos

martes, 25 de abril de 2017

Ben Amí Fihman: “A la izquierda la remató la revolución bolivariana” por @prodavinci


Por Hugo Prieto


Entre Caracas, donde tiene su residencia oficial, y París, donde pasa largas temporadas, Ben Amí Fihman escribió su primera novela El espejo siamés (Oscar Todtmann editores). Sus páginas contienen un largo y extenso recorrido por la primera etapa de la democracia petrolera.

Es una novela de personajes que, en un juego de espejos, y atando cabos, podrían encarnar a personas de carne y hueso, cuyas vidas transcurren en mundos tan distintos como el arte, la literatura, los bares y los prostíbulos, de una Caracas salpicada por el whisky; una ilusión de gran ciudad que acabó en la nocturnidad, muy pronto, tal como la estamos viviendo actualmente.

El espejo siamés no es una novela nostálgica ni esperanzadora, todo lo contrario. Pero encierra una elipsis brillante y está construida de tal forma que los personajes se funden, reaparecen debido a metamorfosis que tienen que ver con el carácter, el sufrimiento físico y las motivaciones que impulsan fuerzas imparables como la ambición y el poder.

Quisiera empezar desde la perspectiva del narrador cuando dice: La silueta del cronista gastronómico de El Nacional: alto, barrigudo, barba negra, bastón en mano y, coronándolo, un llamativo panamá. Pedante, ostentoso y ególatra. ¿Advertencia de que la novela no va hablar de virtudes, de lo bien que la pasamos en una Caracas remota, sino de los defectos, de la oscuridad y flaquezas, digamos, además de una ciudad que ya no existe? ¿Ese personaje hace esa advertencia o sencillamente es una presentación?

En realidad a él lo está viendo el narrador; es uno de los personajes que arropa la novela. Toma en cuenta que se concibió en 1988. Originalmente, yo pensaba que iba a ser un relato para la sección de cuentos de la revista Exceso (de la cual Ben Amí Fihman fue editor y director). No sé si fue Strindberg o uno de los dramaturgos escandinavos quien dijo acerca de una de sus obras maestras: La tengo lista, sólo me falta escribirla. En 1988 no existía la perspectiva de una ciudad perdida. Creo que el hecho de que la novela no tenga, en apariencia, nada que ver con el futuro y con lo que existe hoy, es lo que le da cierta riqueza, para quien la contemple desde lo que está sucediendo actualmente. Hay allí como un embrión, un embrión que no prejuzga sobre el futuro. No dice vamos al apocalipsis, no dice vamos al abismo, sino que está contenido en sí mismo. Yo insisto en que es una novela de personajes más que de acción. Muchos de esos personajes tenían el ADN del futuro social y del futuro de Caracas.

¡Llegó la hora!, por Miguel Méndez Rodulfo



Miguel Méndez Rodulfo 24 de abril de 2017

¡Al fin! Este desgraciado gobierno va a salir. Como quiera que se vea, Maduro tiene contados sus días en el poder. Esto ya no se aguanta más porque la gente presenta un estado de hartazgo insoportable contra el chavismo en todas sus formas. Ya no es solamente la clase media, depauperada y en ruinas, sino también los pobres, hambrientos y desesperanzados, quienes quieren dar al traste en forma definitiva con este régimen malvado y sin un dejo de humanismo. Cuando el títere de los Castro regresó de Cuba hace poco y se dirigió a San Félix, no tuvo en cuenta que se encaminaba hacia la cueva del lobo. Se le olvidó que el estado Bolívar se había sublevado contra el gobierno 4 meses atrás y lo había hecho con una furia popular desbordante y hasta irracional. Claro, se conjugaron varios factores: la crisis política, la económica, la escasez de alimentos y medicinas, la inflación imparable, la eliminación arbitraria e intempestiva de la circulación del billete de cien bolívares (sin contar con otra opción), la ausencia total del suministro de gasolina y la incomunicación derivada de la imposibilidad de recargar los teléfonos celulares, ya que los sitios de recarga sólo prestaban servicio mediante el pago de efectivo. Olvidando estas circunstancias, Maduro aterrizó en Puerto Ordaz, tenía la seguridad de estar en territorio chavista, ya que al enfilar hacia San Félix sus partidarios lo recibirían con vítores y sus diferentes anillos de seguridad cubanos y la Casa Militar, le aseguraban tranquilidad y un baño de multitudes. Como todos sabemos no fue así. Ya las marchas y protestas callejeras habían sido ordenadas por la MUD, y hacía dos días que el país protestaba; de manera que en este escenario no le podía esperar otra cosa que piedras, botellas y huevos, además de maldiciones, toda clase de groserías y empujones que nadie pudo controlar; hechos que pudimos ver hasta el cierre desesperado de la cadena nacional. Esa noche el país constató, en un video que circuló profusamente en las redes, dos cosas: un pueblo enardecido y una pérdida del miedo. Además, sectores populares de Puente Hierro, Caricuao y Petare, así como en otras ciudades del país, protestaron reciamente.

Este no es un gobierno. Es un negocio. Por eso reprime, por @AngelOropeza182



Ángel Oropeza  24 de abril de 2017

La Unidad Democrática exige respeto a las legítimas manifestaciones de protesta y de indignación de un pueblo ya cansado de padecer hambre, penurias y violencia por parte de un régimen indolente, cruel y ya popularmente ilegitimado.

Durante las últimas horas se han venido presentando situaciones en Caracas, especialmente en el oeste de la ciudad (donde el gobierno ha impedido esta semana que la población marche y se exprese), así como en diversas zonas del país, a las que el gobierno sólo responde con sus armas de siempre: represión y manipulación.

Venezuela: ATANDO CABOS, por @FernandoMiresOl



Fernando Mires 24 de abril de 2017

Para quienes estamos tomando notas de esa parte de la historia venezolana que se extenderá desde el 6-D hasta el fin de la dictadura de Maduro, es imprescindible seguir los hilos que llevan de un acontecimiento a otro. No se trata por cierto de elaborar causalidades (“las causas no existen”, escribió Hannah Arendt), pero tampoco de leer la historia como resultado de acontecimientos disociados. Hay que atar cabos.

Antes que otro, el siguiente: las grandes marchas y manifestaciones iniciadas el 19-A surgieron como respuesta al golpe de estado (o golpe al pueblo, o golpe al parlamento) cuyo propósito fue cerrar a la AN por medio de un TSJ elegido a dedo. Decisión que significaba la instauración inmediata de una dictadura militar-civil con Maduro a la cabeza.

La Unidad Democrática anunció nueva movilización pacífica para este miércoles





Prensa MUD 24 de abril de 2017
@unidadvenezuela

Desde el Distribuidor Altamira, donde este lunes se realizó el plantón del Área Metropolitana de Caracas, la Unidad Democrática, a través de su vocero de este lunes el diputado Miguel Pizarro, anunció que el miércoles nuevamente los dirigentes de la alianza opositora junto al pueblo se movilizarán pacíficamente hacia el municipio Libertador.

El destino de esa marcha, que tendrá los mismos puntos de salida de los días 19 y 20 de este mes, será anunciado en las próximas horas, pero será la Defensoría del Pueblo, el Consejo Nacional Electoral (CNE) o el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ). Pizarro explicó que no pueden adelantarlo desde hoy por razones estratégicas.

lunes, 24 de abril de 2017

Los venezolanos no nos calamos más represión y hambre por @robertopatino


Por Roberto Patiño


El régimen madurista ha asumido que se mantendrá en el poder a través de la represión y el hambre de los venezolanos. Los discursos de sus principales voceros pueden hablar acerca de revoluciones, ideologías de izquierda, acciones patrióticas y defensa de la nación, pero son solo palabras huecas, paja estridente que ya no convence a nadie. De una irresponsabilidad e hipocresía que es monstruosa y criminal luego de las muertes que se han producido en las manifestaciones que se están sucediendo en nuestro país.
En una Venezuela de gravísimos índices de violencia y homicidios, que han traído la desgracia a miles de familias, Nicolás Maduro llama a las milicias y promete armarlas para enfrentar un golpe de Estado inminente. Antes de aceptar medirse en elecciones revocatorias previstas en nuestra constitución prefiere armar a un grupo de venezolanos para que salga a matar a otros venezolanos que sencillamente exigimos un derecho democrático primario: votar.

En esa misma Venezuela de niños que se mueren de hambre, de colas interminables y personas buscando su alimento en la basura, diferentes comités de los CLAPs hacen públicas las amenazas de no entregar las bolsas de comida a cualquiera que ose marchar o manifestarse en contra de la “revolución”. De nuevo, el régimen ordena a un grupo de venezolanos a que prive del derecho básico de alimentación a otros venezolanos solo porque evidencian el fracaso de un modelo equivocado y corrupto.

¿Cuál es la ideología de este régimen? ¿Cuáles son sus valores, su propuesta? La represión y el hambre. Son su discurso, son su acción. Es la visión a futuro y el legado por el que se le recordará. La represión y el hambre lo definen, lo describen y lo rigen.

¿Cómo acaba el conflicto político actual? Por @cocap


Por Colette Capriles


Para intentar ver hacia dónde se despliega esta crisis, o mejor dicho: esta etapa de la crisis, conviene marcar las diferencias con respecto a otras. Es importante hacerlo porque es patente la voluntad del madurismo de repetir antiguos esquemas discursivos, como el de la “oligarquía blanca fraguando un golpe de estado contra el pueblo” que, a decir verdad, solo resuena en lo más bajo del inframundo estalinista universal.

Y es que justamente la diferencia crucial es que el régimen abandonó el registro simbólico para atrincherarse en lo real: el reino de la fuerza como razón última. O como única razón. Desde el momento en que Maduro salta del tablero de la legitimidad democrática, la que proviene del voto, hacia el terreno oscuro de la doctrina de seguridad nacional que identifica al oponente, al ciudadano, como enemigo interno, se redefine a sí mismo en franca ruptura, no sólo con la Constitución, sino hasta con la lógica plebiscitaria que sostenía al chavismo.

Ese salto, que había venido siendo ejecutado en cámara lenta desde el mismo momento en que las elecciones del 6D marcaron la voluntad mayoritaria de cambio político, se volvió obscenamente visible, como sabemos, con las sentencias 155 y 156 de la Sala Constitucional. Es imposible saber qué factor marcó esta fatal aceleración del proyecto de radicalización. Cierta hybris, o la arrogancia de creer que los tres meses de estupor transcurridos desde el arrebatón del referendo revocatorio y de las elecciones regionales podían durar eternamente. O la otra arrogancia de pretender desafiar la nueva configuración regional que señala el resquebrajamiento moral y político del sexagenario proyecto de la corrupta izquierda continental. 

La violencia política es minoría en Venezuela por @polis360


Por Piero Trepiccione


Estos últimos días se han caracterizado por estar llenos de acontecimientos en Venezuela. Las presiones desde la polarización y la severa crisis económica que atravesamos han resultado en un reavivamiento de la violencia en el frente político-social. No existe duda de que estamos en una especie de momento-cumbre en el que el destino del país está en juego y, de acuerdo al enfoque que se maneje desde el liderazgo, las consecuencias pueden impactar las expectativas de la gente a corto, mediano y largo plazo.

Venezuela es el centro de atención continental y más allá. Hay un desgaste importante de la gestión presidencial

Venezuela es el centro de atención continental y más allá. Hay un desgaste importante de la gestión presidencial hacia donde apuntan las mayores responsabilidades que la sociedad venezolana está calificando en estas circunstancias. Este fenómeno en particular debe ser visto con mucha profundidad para facilitar y viabilizar cualquier proceso político que pretenda intentar solucionar la actual coyuntura.

El liderazgo político venezolano tiene una enorme responsabilidad en este momento-cumbre. No intentar actuar apegados a la “voluntad general”, tal como lo señalaba Rousseau, es una conducta suicida con implicaciones para toda la sociedad. El restablecimiento de la confianza debe ser el norte de actuación en esta hora crucial. Hay muchos “managers de tribuna” que están poniendo el caldo “morao”, empujando hacia una dirección netamente guerrerista. Los actores de la prudencia deben actuar inmediatamente aún en las condiciones más duras de ataques de la opinión pública vía redes sociales. La historia, no en el lejano plazo sino en lo inmediato, les va a premiar esa conducta racional contraria a una caimanera sin dirección ejecutiva.

10 Píldoras sobre el dilema “Elecciones regionales o generales” por @TUrgelles


Por Thaelman Urgelles


1.   Esta dictadura no va a realizar elecciones. Ni generales, ni regionales ni de reinas de carnaval.

2.   Por otra parte, la Constitución ha sido abolida de hecho por la Sala Constitucional. Desde hace tiempo, no solo con las ultimas sentencias.

3.   Así que carece de fundamento el descartar la exigencia de elecciones generales “porque no están en la Constitución”. Este es ya un asunto eminentemente político antes que jurídico.

4.   La oposición pide elecciones porque no se puede presentar ante el hipócrita mundo diplomático pidiendo otra cosa más radical, que es lo que cabe.

5.   Además, la petición de elecciones es una cobertura, pues en realidad lo que estamos pidiendo es que Maduro se vaya. Y si mantenemos la presión de calle lo vamos a lograr.

6.   No podemos conformarnos con elecciones regionales, porque de todos modos el gobierno no las va a hacer.

7.   Incluso, si el gobierno concede elecciones generales (algo que no hará con sinceridad) sólo deberíamos aceptarlas bajo unas condiciones que ellos tampoco aceptarán.

8.   El paquete de 4 exigencias es inseparable y ahora hay que añadirle la nulidad de todas las inhabilitaciones.

9.   En fin, la solución de esto es que Maduro y toda la pandilla se vayan y abran paso a un cambio.

10.               Todo lo demás son excusas, necesarias y legítimas por lo demás

Una cita con la historia por @santosyorme


Por Pompeyo Márquez


Firme la decisión de conquistar el cambio político, esta semana, para decirlo con palabras de Fernando Mires el pueblo venezolano tiene una cita con la historia en su incesante lucha por la libertad y contra el régimen autoritario que utiliza la represión, arremete contra los derechos humanos, desprecia la Constitución Nacional y la vida de 31 millones de venezolanos.

Hay dos elementos que tienen que ser una constante: la unidad más amplia y la lucha permanente por conquistar la democracia e iniciar la reconstrucción de un país destruido por un minúsculo grupo. En el curso de la lucha han aparecido los principales puntos para un acuerdo nacional, e insistimos, debe ser concertado cuanto antes y tenerlo como un programa mínimo inmediato que podríamos resumir en: respeto a la Constitución; reconocimiento a la Asamblea Nacional; libertad de los presos políticos y regreso de los exilados; detener la sanguinaria represión; constituir un gobierno de transición nacional que suplante al de Maduro e inicie la reconstrucción de nuestro país que tiene todas las condiciones para hacer feliz a su pueblo. Esto indica medidas de emergencia para activar la recuperación del aparato productivo y hacer efectiva la condición de economía mixta establecida con absoluta prioridad en la Carta Magna.

Cuando insistimos en la firma de acuerdo nacional viene a nuestra memoria la pequeña plataforma de unidad nacional que condujo a la jornadas que concluyeron el 23 de enero de 1958 y el fin de lo que se creyó iba a ser la última dictadura del siglo XX. En 1936, después de la muerte del tirano Juan Vicente Gómez se voceaba la consigna de “antes la muerte que una nueva dictadura”. La lucha había comenzado a cambiar con el movimiento estudiantil del año 1928 que tuvo como principales voceros a Villalba, Betancourt y Leoni, entre otros.

Preparáte para el Plantón contra la Dictadura #24Abr



domingo, 23 de abril de 2017

Pareciera que está más cerca que lejos el momento en que voy a conocer a otro gobierno, @MaIgnaciaSR



Por María Ignacia Sierra, 22/04/2017

Desde mis 11 años sólo ha habido un #gobierno. Ahora tengo casi 29. He crecido en un ambiente conflictivo, de inseguridad, de incertidumbre, de #protestas, de responsabilidad para hacer cambiar las cosas.

Hasta hace unos pocos años ni con telescopios podía ver o sentir verdadera empatía por un venezolano que vivía en La Vega, Petare o el 23 de enero. Ahora los problemas se parecen más para todos: no se encuentran medicinas ni comida, se va la luz y el agua cuando sea, hay malandros y pistolas por todos lados.

Persistir, nunca desistir por @hcapriles


Por Henrique Capriles



El espíritu libre de nuestro bravo pueblo está presente hoy más que nunca. La resistencia pacífica se ha convertido en una proclama de vida para nuestra gente. Es la respuesta de un pueblo que se cansó de los atropellos de un gobierno frágil y deslegitimado que tiene sus días contados y será sepultado en el basurero político de nuestra historia.

La abuela con su bandera y el joven desnudo con una biblia en la mano, ambos frente al poderío de una tanqueta, representan la valentía callada de los venezolanos frente a la maquinaria de un poder autoritario que pretende mantenerse allí por la fuerza.

Ese pueblo valiente en la calle que resiste, pide a todo pulmón cambio. Cambio frente a los cada vez más salvajes atropellos de un gobierno que se ha quitado toda vestimenta democrática.

Esta nueva lucha hacia la libertad y democracia comenzó el 1º de abril, luego del autogolpe que dio Nicolás Maduro, al borrar del escenario con dos sentencias al poder más legítimo que tiene actualmente Venezuela, porque la Asamblea Nacional fue elegida por más de 14 millones de personas. Y ese golpe sigue en desarrollo, porque no se han anulado las sentencias y la ruptura del orden constitucional es evidente.

Ese bravo pueblo, simplemente no quiere calarse más a un gobierno que se está autodestruyendo, que le tiene profundo temor a la democracia, y que piensa que puede mantenerse como garrapata aferrada al poder a través del hambre y  la represión a los venezolanos.

En un país donde los niños y ancianos mueren de hambre y hay millones de hermanos nuestros comiendo directamente de la basura, el régimen de Maduro amenazó con no entregar las bolsas de comida que distribuyen los Clap a quienes marcharan o manifestaran en contra de su proyecto autoritario. Siempre lo hemos dicho, los Clap no son la solución al hambre que está viviendo nuestro pueblo, y la dictadura corrupto e incapaz los utiliza para chantajear a nuestro pueblo.

Sí se pudo: cuatro marchas opositoras se unieron en el oeste de Caracas por @JHONDRAMOS


Por Jhon Ramos


El centro comercial La Villa de Montalbán fue uno de los puntos en los que se concentró la mayoría de las personas que vive por la zona, pero con el pasar de las horas fueron llegando al lugar otros marchistas

La oposición hizo olvidar este sábado el “no pasarán” de los dirigentes oficialistas Jorge Rodríguez y Diosdado Cabello, cuando se congregaron en Montalbán, específicamente en la sede de la Conferencia Episcopal Venezolana (CEV), hasta cuatro de las marchas que partieron de los diversos puntos que convocó la Mesa de la Unidad Democrática (MUD).

El centro comercial La Villa de Montalbán fue uno de los puntos en los que se concentró la mayoría de las personas que vive por la zona, pero con el pasar de las horas fueron llegando al lugar otros marchistas. Ese fue el caso de quienes venían del centro comercial Multiplaza de El Paraíso.

Allí también hizo acto de presencia el Movimiento Estudiantil, encabezado por la presidenta de la Federación de Centros Universitarios (FCU) de la Universidad Central de Venezuela (UCV), Rafaela Requesens. A diferencia del resto, los representantes de las diferentes casas de estudio de todo el país se vistieron de negro, para protestar por el asesinato de varios compañeros en las protestas registradas los últimos días.

#SalimosDelGuaireLimpiosDeConciencia por @WillyMcKey


Por Willy McKey


En ocasiones, para no dejar que la emoción intoxique un texto, lo mejor es repasar los hechos uno por uno y en orden.

Suele ser lo más conveniente para las ideas.

Uno de los rumores que corrió la noche del 20 de abril de 2017 hablaba de unas supuestas luces antiaéreas ubicadas en Miraflores. No era tal cosa. El efecto era generado por unos enormes reflectores ubicados en el centro de Caracas, como anuncio de que el gobierno iba a inaugurar en el Teatro Municipal un festival a como diera lugar.

El Teatro Municipal tiene una historia vinculada con el culto a la personalidad, como la mayoría de los edificios afrancesados que la capital le debe al dictador Antonio Guzmán Blanco. Sin embargo, en esa historia menor que tiene todo teatro caribeño, llama la atención que la obra con la cual se inauguró fue Il Trovatore, de Verdi. El tema sería aplaudido por Guzmán, ese claro ejemplo del autócrata ilustrado que supo disolver más de un alzamiento mientras estuvo en el Poder.

Il Trovatore es una ópera cuyo argumento se basa en una obra de teatro de Antonio García Gutiérrez y cuyo eje es un episodio de la historia de Fernando de Aragón que en catalán se conoce como “revolta del comte d’Urgell”: un levantamiento que fue sofocado rápidamente, cuando el Poder decidió impedir que las bases se comunicaran entre sí.

El festival se inauguraría en el Teatro Municipal. Sin importar que en algunas esquinas de esta misma ciudad hubiera gente asfixiada por bombas lacrimógenas. Sin importar la tensa calma de cada tarde en las zonas populares donde cuerpos de seguridad y paramilitares asustan con una violencia apadrinada. Sin importar que varias familias estuvieran arrancando sus novenarios.

Que el pueblo hable con el voto por @xabiercosco


Por Xabier Coscojuela


La violencia se hizo presente en toda la geografía nacional durante el pasado miércoles 19 de abril y todo indica que se va a repetir hoy jueves, mientras escribimos este editorial. Esa violencia y sus consecuencias son responsabilidad exclusiva de Nicolás Maduro y el cogollo que lo rodea. De más nadie.

La decisión que ellos tomaron de irrespetar la voluntad del pueblo venezolano expresada el pasado 6 de diciembre de 2015, al desconocer a la Asamblea Nacional, se mantiene al también impedir el referendo revocatorio que los sectores democráticos quisieron realizar el pasado año, a lo que se agrega la decisión de no convocar a las elecciones regionales que debieron realizarse en diciembre del año pasado.

Ayer Maduro, durante su intervención en la avenida Bolívar, dijo que quería resolver la diferencia política existente con elecciones y que las quería pronto. Esa es una de las cuatro peticiones hechas por la Mesa de la Unidad Democrática desde hace varios meses y que ha sido ignorada tanto por el Gobierno, como por las cuatro militantes del PSUV que integran la directiva del CNE.

Aunque es difícil de creer, Maduro también se definió como un hombre de diálogo, que cree en la palabra y en el razonamiento. Ofreció, de nuevo, entablar conversaciones con la dirigencia de los sectores democráticos del país, pero lamentablemente, su palabra está más devaluada que el bolívar.

Nosotros siempre hemos creído necesario el diálogo y el entendimiento. Seguimos creyendo que es el camino más conveniente para los venezolanos, pero el gobierno de Maduro tiene que dar demostraciones concretas de que esta vez es en serio. De que no quiere reestablecer esas conversaciones para burlarse de quienes le adversan.

¿Hacia dónde vamos? Por @Daniel_Santolo


Por Daniel J. Santolo V.


Hoy nuestro país se levanta oliendo a humo, a gases, y lo más doloroso, a sangre, sangre de venezolanos asesinados por la intolerancia, por el egoísmo, por las ambiciones. Para algunos será toda una celebración los hechos de violencia desmedida ocurridos el día de ayer, es su epopeya, su épica personal, dirán que: “no importan las vidas de nuestros hermanos” con tal de salir del “régimen”, para muchos los sacrificios de algunos es necesario para lograr el objetivo final, que no es otro que ir por el que piensa diferente, por aquel que dicen esta engañado, que su conciencia ha sido comprada por una migaja de pan, no hay miramientos, no importa la edad, ni el sexo, lo importante es el enfrentamiento, la batalla final.

Dicen ir en contra de los enemigos, pero ¿cuáles enemigos? El enemigo viene a ser el hombre humilde y necesitado que tiene aún esperanzas en una vida mejor, o  serán aquellos venezolanos que no aceptan la violencia como método de lucha, y critican estas acciones por demás irracionales. Entonces me pregunto, si estos son el enemigo, ¿qué hacer con estos venezolanos? Los exiliamos, los encerramos en mazmorras hasta que cambien de opinión, también algunos  piden que “despierten”, frase por cierto que pretende presentar a unos que se creen iluminados frente a los que no lo están. ¿Qué se busca?, un enfrentamiento entre hermanos, ya que por ningún lado veo al enemigo a enfrentar, ¿dónde están las tropas extranjeras que osan hollar nuestro suelo?, ¿dónde están a los que hay que combatir? Solo veo a mi alrededor hermanos enfrentados unos a otros, algunos con uniformes y otros sin él.

Hay otros que ven al enemigo en los ancianos necesitados que se ponen el uniforme de la milicia, de ellos hacen burla y los desprecian, pues les digo, esos pueden ser sus padres y sus abuelos que lamentablemente a lo largo de los años no han tenido la suerte de superar su pobreza.

Vecinos de Terrazas del Club Hípico #Baruta protestan el #21Abr Via @JuanCRV96



Nos encontramos en una situación difícil en nuestro país que hace polarizar nuestros intereses generando incomodidad en las acciones o discursos. (Chats vecinales) Somos una comunidad que se ha venido transformando a la medida de sus problemas para así conseguir soluciones. El día ayer fue una clara y contundente respuesta por parte de la comunidad de TCH, que horas antes se organizo para realizar el llamado: "seguir calentando las calles de nuestras urbanizaciones" (solicitud MUD) donde por 12 horas consecutivas desde las 6:00 am hasta las 6:00 pm se encontró una diversidad de manifestaciones que fueron apoyada por la Mayoría.

1. Se realizo tranca parcial (sin causar daños a infraestructuras privadas o bienes municipales)

2. Se realizaron trancas por 1 minuto. Donde se tiene el reporte que solo tuvimos percance con 7 unidades de vehículos que no estaban de acuerdo con dicha manifestación. Y el resto donde la mayoría acataba y felicitaba la iniciativa. (Pidiendo la Mayoría tranca completa y no la realizábamos)

3. NO FUE UNA GUARIMBA, tuvimos todo controlado evitando que hasta personas extrañas vinieran a incendiar y generar conflictos.

4. REALIZAMOS SANTO ROSARIO al igual que Santa Rosa de Lima donde muy entusiasmada paso su Presidenta de la Asociación de Vecinos y propuso dicha actividad que replicamos con nuestros vecinos.

5. La atención policial del Municipio Baruta / Estado Miranda, fueron garantes del libre desarrollo de la protesta.


6. Prestamos colaboración con Ambulancias, camiones de servicio publico o emergencias por parte de vecinos o aledaños.

7. Se entonaron las Gloriosas notas de nuestro Himno Nacional a las 12:00 m y 6:00 pm 

8. Recibimos apoyo por la comunidad con cacerolas desde sus apartamentos.

9. Se realizo protesta junto a el sector Popular Santa Cruz del Este que bajo a apoyarnos.

En la protesta PACIFICA asistieron mas de 350 vecinos durante el día. (Agradeciendo la
Logística de los edificios y CC Humboldt que prestaron apoyo en refrigerio e hidratación) 

A todo aquel que no estuvo de acuerdo o tenga algún tipo de problema o quiera generar alguna otra propuesta siempre estaremos abiertos al dialogo y al libre pensamiento respetando a todos. 

Aplaudimos enérgicamente a todos los VECINOS que asistieron y contribuyeron en la actividad planteada. 

"SEGUIMOS TRABAJANDO POR EL CAMBIO DE NUESTRO PAIS..."

VECINOS TERRAZAS DEL CLUB HIPICO

sábado, 22 de abril de 2017

#19Abr en Maracaibo #Venezuela, @Golcar1



Por Golcar Rojas, 19/04/2017

La noche del 18 dormí poco -casi nada- y mal. Pero, con ardor en los ojos y aún medio embotado por la falta de sueño, me levanté a las ocho de la mañana, saqué a pasear a las perras, desayuné y me vestí para salir a la marcha convocacada para todas las ciudades del país.

Una franela blanca manga larga y con capucha, una gorra, un short, zapatos cómodos, un rosario al cuello y un pote de agua con hielo. Ya a las nueve y pico llegaba a la Plaza de la República, lugar de concentración en Maracaibo para caminar hasta la Defensoría del Pueblo en el centro de Maracaibo.

El calor y la humedad eran sofocantes. Ya desde antes de arrancar a caminar, la franela y el pelo estaban empapados de sudor. La gente iba llegando por montones. En pocos minutos la zona estaba a tope de manifestantes y cerca de las diez empezamos a andar.

Carta a un soldado por @luisaconpaz


Por Luisa Pernalete


Conmovida por el enfrentamiento entre quienes protestan pacíficamente y quienes tienen orden de reprimir, la profe con su sencillez característica recuerda que unos y otros están afectados por los mismos problemas.

Estimado soldado:

Ya sé que hay mucha gente que está agarrando rabia a los soldados, en general a los funcionarios de seguridad, soldado, policía, guardia… me da pena porque he conocido uniformados que son “buena gente”.

Esta semana, cuando después de haber hecho uso de mi derecho a protestar pacíficamente y sin armas, como dice el artículo 68 de la CRBV,  viví una escena dolorosa: gente corriendo porque unos uniformados estaban disparando bombas lacrimógenas. Nos refugiamos en un centro comercial, allí había una señora de aspecto humilde que acompañaba a un niño en silla de ruedas. La señora, supongo que su madre, le daba un pañuelo con agua al chico, lucía angustiada. Afuera, un piquete de policías uniformados, la mayoría jóvenes. Escena triste.

En ese momento recordé otros episodios donde uniformados aparecen. Años atrás, en San Félix, después de un robo en una escuela, un policía de la Gobernación del estado Bolívar me acompañaba para la escena del crimen. Lo tuve que llevar en mi carro porque en su puesto no había patrulla. Al policía, no sé por qué, se le ocurrió que yo tal vez conocía al gobernador, quien para aquel momento era una persona que estudió primaria en Fe y Alegría. “Hágame un favor -me dijo el policía- ayúdeme a conseguir un crédito para una casa”. Me conmovió su pedido de ayuda. Pensé en tanta gente que yo conocía necesitada de ayuda similar. “Somos la misma cosa yo que tú”

Otro episodio posterior. En una comunidad popular de Puerto Ordaz, una señora comentó que a su hijo de 11 años lo habían atracado tres veces en una semana yendo al liceo igual que a muchos otros estudiantes. “Mi esposo es guardia nacional, pero no hicimos nada. Dice que si denuncia tendremos que mudarnos nosotros”. ¡Historia conocida! “Somos la misma cosa yo que tú”.

La tropa y Maduro por @leomoralesP


Por Leonardo Morales


Es la calle la protagonista, son las avenidas, las veredas y las autopistas las que albergan a millares de ciudadanos hartos de un gobierno indolente y deslegitimado por su incompetencia para atender los reclamos ciudadanos. No es solo Caracas, son también los pueblos y las grandes ciudades de Venezuela, las que al no ser oídos se asoman en grandes manifestaciones para ver, sí así, el gobierno se da por enterado.

Dos respuestas alegan Maduro y su comando militar: la primera, copia fiel y exacta de su antecesor y de algún otro gobernante, la atribuye a un plan desestabilizador, agregando para vestirla de nacionalismo, a intenciones imperiales. Algo de razón les asiste, pero apuntan en dirección equivocada, la desestabilización es una consecuencia de un gobierno que llevó al país una tremenda crisis y a una violación reiterada de una Constitución que es patrimonio de los venezolanos y que, por lo tanto, nadie tiene derecho a violarlo según su mezquino parecer.

La otra salida del gobierno está dirigida a cargar la culpa a la falta de disposición de diálogo de la oposición. Esta no es más que una salida para cargar la responsabilidad a terceros. Un diálogo exige el cumplimiento de los acuerdos y ese es un bien escaso en Maduro y su tropa.

El gran desestabilizador es el gobierno a quien Venezuela le quedó enorme.

Los pueblos toman la calle de tanto en tanto cuando los gobiernos no atienden sus peticiones. El TSJ, ese cuerpo de magistrados nombrados apuraditos por la antigua AN, actuó en violación de la Constitución, desafiando el ordenamiento jurídico y promoviendo la ruptura del hilo constitucional. Ese “impase” revela la falta de cualidad de quienes allí fueron nombrados y, además, pone de manifiesto una infracción mayúscula que debe ser castigada.

Detengan a ese muñeco por @DiarioTalCual


Por Alberto Lovera


Domingo de Resurrección, no importa de qué año. La tradición no se pierde. La Quema de Judas está en la agenda de las comunidades populares como un evento simbólico para expresar reclamos y descontentos ante funcionarios públicos quemando un monigote que los representa, recordando la traición de Judas a Jesucristo. La historia de este evento es larga, dicen que se inició en nuestro país en el siglo XV, y que no ha dejado de manifestarse recurrentemente desde el siglo XIX en plena época de la colonización española hasta nuestros días. Una forma de censura ante los acontecimientos políticos que quienes han sido objeto de reclamo popular por muy encumbrados que fueran tomaban nota y no osaban impedir.

En este año hemos sido testigos de una operación insólita en muchos lugares donde funcionarios oficiales han secuestrado los muñecos que iban a ser utilizados para este rito, como si con ello pudieran conjurar la indignación popular. Vano intento que evidencia que se pretende que una acción abusiva anular la expresión del sentimiento popular, que se expresó en innumerables comunidades, como si se pudiera borrar la realidad que vive la gente para que ella sea lo que aspira la cúpula del poder.

Esta es una muestra más que la camarilla que nos gobierna cree que puede tapar la cruda realidad que vivimos y sufrimos. Nos hablan de un país inexistente y pretenden que les creamos sus fantasías, que se transforman en desprecio y burla al pueblo venezolano.

Comerciante de El Paraíso: Rogué a la GNB para que me ayudara a impedir el saqueo por @yohanamarra


Por Yohana Marra


“Me faltó arrodillarme ante el Guardia para pedirle que nos ayudara a evitar que saquearan la panadería y ellos respondieron que ya habían cumplido sus funciones. Les rogué, les rogué pidiendo ayuda mientras saqueaban”, dijo uno de los dueños de la panadería Millenium 2010, en la avenida Páez de El Paraíso.

Eran entre las 10:30 p. m. y 11:00 p. m. de este miércoles 19 de abril cuando se enteraron de que estaban saqueando en la zona. Acompañado por su familia, se dirigieron al local y a una cuadra se encontraba un piquete de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB), mientras una multitud de sujetos arrasaba con todo lo que encontraba.


En el local Gon Sous entraron por el techo y causaron destrozos valorados en más de 200 millones de bolívares.

Los funcionarios solo arrojaron bombas lacrimógenas, pero no se llevaron a nadie detenido por saquear al menos tres locales seguidos.

“Eran demasiados, pero muchos, muchos. Forzaron las santamaría y se llevaron todo lo que encontraron, nos dejaron sin nada”, detalló con la voz quebrada, tras la impotencia de ver destruida la panadería.

Dos máquinas cafeteras, rebanadoras, toda la charcutería, motores de las neveras, neveras, cajas registradoras, sacos de harina, de azúcar y de sal, están entre el botín que cargaron los sujetos.

Sin poder hacer nada, los dueños —quienes por seguridad no fueron identificados— decidieron irse, pues su vida corría peligro. A la altura de la plaza Madariaga, donde había más GNB, un grupo de encapuchados los abordó y amenazó verbalmente. Los uniformados tampoco actuaron.

Liliana Ortega: En democracia no puede haber un 'apartheid' en el que unos pueden manifestar y otros no por @contrapuntovzla


Por Esteban Yepes


La directora de Cofavic ofrece claves importantes para estos momentos, entre ellas: El Estado se debe al respeto y garantía de los derechos humanos, y el debido proceso tiene que mantenerse en cualquier circunstancia

En entrevista con Contrapunto, la directora del Comité de Familiares y Víctimas (Cofavic), Liliana Ortega, señala que cuando ocurren manifestaciones y acusaciones mutuas entre sectores políticos, el mantenimiento del orden público es una función del Estado, y que los límites los marcan los derechos humanos. Indica que debe existir disposición a aceptar el ejercicio del derecho a la manifestación, “porque ejercitarlo, no es un crimen ni un delito, es un derecho humano fundamental”.

–El ministro de la Defensa, Padrino López, expresó que no se ha actuado con represión y que las acciones por parte de los cuerpos de seguridad del Estado "son para mantener el orden público". ¿Cuál es su opinión?

–No es debido disparar gases tóxicos y perdigones a la población civil en iglesias, centros comerciales, clínicas y escuelas, tampoco a manifestaciones públicas. Lo establece la Constitución. Mantener el control del orden público debe ser proporcional y tiene que comenzar con el efecto disuasivo del diálogo. En democracia, no puede establecerse ni haber una forma de apartheid en el que unos tienen derecho a manifestar y a estar en un sitio y otros no. Los ciudadanos tienen derecho a llegar hasta las sedes de las instituciones del Estado donde puedan presentar sus peticiones. La democracia crea la existencia de lo plural y la disidencia. Para que el control del orden público resulte exitoso, en el desarrollo de las manifestaciones, las autoridades pueden conversar con sus líderes, dar instrucciones precisas a los funcionarios que las custodian y proteger a los manifestantes, y claro es: sin ocasionar daños a la propiedad privada, y que todo se realice pacíficamente. Pero que no por un pequeño grupo, que debe sancionarse, se repriman a diez, cincuenta o cien mil personas.

Responsabilizan a Jorge Rodríguez de dirigir a paramilitares que asesinaron a joven en Caracas, @CarlosJRojas13



Por Carlos Julio Rojas, 20/04/2017

Desmienten versión de la Policía Nacional Bolivariana (PNB) y responsabilizan al alcalde oficialista, Jorge Rodríguez de la muerte del estudiante Carlos José Moreno, de 17 años quien recibió un tiro en la cabeza a manos de grupos de paramilitares durante la manifestación opositora en Caracas.

Carlos Julio Rojas, coordinador del Frente en Defensa del Norte de Caracas aseguró que las manos del alcalde de la ciudad de Caracas, Jorge Rodríguez “están llenas con la sangre del primer caído en´La mamá de las marchas´ de la oposición de este 19 de abril. Sus mal llamados colectivos le dieron muerte con pistola en la plaza Estrella de San Bernardino -al noreste de la ciudad y al inicio de la protesta-Moreno era un bachiller egresado de un colegio católico y estudiante de Economía de la Universidad Central de Venezuela (UCV) de esos que representan el futuro del país”.


Exigió a la Fiscal General de la República investigar el asesinato del joven fallecido residente de la parroquia capitalina Candelaria. “El oficialismo a través de sus paramilitares está cometiendo crímenes de Lesa Humanidad contra los ciudadanos venezolanos. Son imperdonables las muertes de inocentes, sólo por querer un futuro distinto. Luisa Ortega Díaz debe esclarecer este hecho”.

Rojas informó que en las próximas horas se le rendirá un sentido homenaje a esta nueva víctima del régimen de Nicolás Maduro en la esquina de La Candelaria en la que se encuentra el mural y las placas de Bassil Da Costa (primer estudiante asesinado en el marco de las manifestaciones de 2014 en contra del actual mandatario) y Conan Quintana, ex líder estudiantil. “Estará al lado de importantes héroes juveniles de nuestra localidad y de esta lucha por la libertad de Venezuela”.

Represión en San Bernardino, 19 de abril en la mañana

Contactos:

Carlos Julio Rojas: Coordinador del Frente en Defensa del Norte de Caracas y de la Asamblea de Ciudadanos de Candelaria
BBPIN: 2AF65052
@CarlosJRojas13
@Frente_NorteCcs
@ACC_Candelaria