10 Últimos

viernes, 6 de enero de 2017

Julio Borges: En los próximos días aprobaremos por mayoría el abandono de cargo de Maduro por @contrapuntovzla


Por Luisa Salomón


El nuevo presidente de la AN dijo a los militares que deben elegir si defienden al Mandatario o escuchan al pueblo. Anunció que sesionarán en hospitales y empresas y llamó a elecciones generales para renovar todos los poderes, incluido el Legislativo

Con la presencia de la bancada oficialista se inició la sesión especial para el nombramiento y votación de la nueva directiva de la Asamblea Nacional (AN), que se instaló este jueves 5 de enero para iniciar el nuevo año parlamentario.
El diputado Henry Ramos Allup, presidente saliente del Parlamento, dirige la sesión con la diputada Marialbert Barrios como secretaria accidental por esta sesión.


Stalin González, dirigente del partido Un Nuevo Tiempo y nuevo jefe de la bancada opositora en la AN, abrió el debate con una intervención en la que reconoció la gestión de la junta directiva saliente (integrada por Ramos Allup, Enrique Márquez y Simón Calzadilla) y postuló oficialmente a Julio Borges, jefe de bancada saliente, como el nuevo presidente de la Asamblea Nacional.
Para la primera vicepresidencia de la AN fue postulado Freddy Guevara (de Voluntad Popular) y para la segunda vicepresidencia Dennis Fernández (de Acción Democrática).


Por su parte, el jefe de bancada oficialista, Héctor Rodríguez, tomó la palabra para rechazar la postulación opositora. "Está fuera de contexto", aseguró.
Rodríguez reclamó que la AN se instalara con la finalidad de cambiar el Gobierno Nacional y que no haya logrado avances, por la situación de desacato declarada por el Tribunal Supremo de Justicia. Reclamó que sacaran las imágenes del expresidente Hugo Chávez y el retrato computarizado del Libertador Simón Bolívar del Palacio Federal Legislativo.



El parlamentario insistió en sus críticas y aseguró que se intentó aprobar una ley que perdonaba el "terrorismo" (en referencia a la Ley de Amnistía); rechazó que evadieran debatir sobre el decreto del presidente estadounidense Barack Obama, en el que sanciona a funcionarios del gobierno venezolano.

"No tuvieron los cojones para defender la Patria, para defender la soberanía", fustigó.

Rodríguez se preguntó por qué felicitan a la directiva saliente si no hubo logros reales de su gestión.

La diputada opositora Mariela Magallanes tomó el turno de palabra y afirmó estar orgullosa de representar a la mayoría de los venezolanos que votaron por la AN. Criticó los nuevos nombramientos ministeriales y sostuvo que el "dirigente del pranato" en el país es ahora vicepresidente de la República (en referencia a Tareck El Aissami).

Expresó la confianza y apoyo de la oposición y sus diputados a la nueva directiva de la AN que se instala este jueves. "Tenemos que apostar al cambio y al progreso de los venezolanos", afirmó.

Ratificó el apoyo de los diputados opositores a la postulación de directiva propuesta por el diputado González.

Mayoría opositora aprobó elección de la directiva

Por voto unánime de la bancada opositora –y con la votación en contra de la oficialista– fue aprobada la nueva directiva de la AN, integrada por los diputados Borges, Guevara y Fernández.

Tras la votación, comenzó el proceso de postulaciones para los cargos de secretario y subsecretario del Parlamento.


Por la oposición, abrió esta fase del debate el diputado Carlos Prosperi, quien fustigó a los parlamentarios del oficialismo por no asistir consecuentemente a las sesiones de debate en el Parlamento.

En su intervención, reivindicó los logros y leyes aprobadas por la AN, pese a los bloqueos del Poder Judicial y valoró la gestión de Roberto Marrero y José Luis Cartaya, quienes ocuparon la secretaría y subsecretaría en 2016. Destacó, además, el trabajo de los diputados en el Parlamento, pese a que tienen 6 meses sin cobrar sus salarios, pues fueron suspendidos.

Finalmente, postuló a José Ignacio Guédez como secretario y a José Luis Cartaya para que repitiera como subsecretario.


Por el oficialismo, tomó el derecho de palabra el diputado Víctor Clark, quien afirmó que no "voy a perder mi tiempo" en debates "estériles" como los que se escenificaron en 2016.

Criticó la "actitud patológica" de la Mesa de la Unidad Democrática de decidir hacer un "borrón y cuenta nueva" y no medir la gestión y eficacia legislativa del año 2016.

Clark indicó que la AN inició su gestión con una promesa de cambio de gobierno en seis meses que –aseguró– no estaba en las competencias del Parlamento y tampoco lo logró.

"No hubo Carta Democrática, no hubo enmienda, no hubo constituyente, no hubo referéndum revocatorio", dijo.

El parlamentario afirmó que la AN debe ponerse a derecho y hacer un balance objetivo de lo logrado en 2016, para aplicar correctivos de cara a la nueva gestión legislativa. "Señor Ramos Allup, usted está saliendo por la puerta pequeña", opinó.

Durante su intervención fue interrumpido en varias oportunidades por los diputados opositores, lo que causó su reacción airada: "Siéntate, muchacho gafo", le gritó a uno de los parlamentarios.

"El país necesita coherencia", insistió.

Al terminar sus declaraciones, Ramos Allup pidió a la bancada oficialista que aplaudieran al parlamentario. "Apláudanle pa' que crea", ironizó.

Asimismo, señaló que la AN entregó su informe de gestión parlamentaria del 2016 y recordó a Clark que en todos los sondeos de opinión la Asamblea es la institución más reputada por la población. "No como Nicolás Maduro, que es el peor presidente de la historia republicana de Venezuela", indicó.

El opositor Julio César Reyes tomó la palabra en representación de los diputados de la Unidad para ratificar la postulación de Guédez y Cartaya. Destacó los obstáculos que debió enfrentar el Parlamento en su primer año de gestión y reclamó que el oficialismo critique la falta de legislaciones aplicadas, pues esto fue consecuencia de los bloqueos y la declaración de desacato del TSJ.

Finalmente, de nuevo la mayoría opositora votó de forma unánime para la aprobación de Cartaya y Guédez, con la objeción de todos los diputados del Gran Polo Patriótico.

Encadenaron durante la juramentación

Justo en el momento en que Ramos Allup llamó a su sucesor, Julio Borges, a subir al estrado de la directiva para juramentarse como presidente del Parlamento, entró en cadena de radio y televisión el Noticiero de la Patria.

Borges se retiró de su curul, y antes de subir al puesto de la directiva se detuvo en la sección de la bancada oficialista para saludar a los diputados Héctor Rodríguez y Víctor Clark antes de prestar juramento.



Tras prestar juramento, Borges llamó a los vicepresidentes de la Asamblea Nacional, Freddy Guevara y Dennis Fernández, para juramentarlos en sus cargos.


Posteriormente también fueron juramentados José Ignacio Guédez y José Luis Cartaya en sus cargos de secretario y subsecretario. La diputada Marialbert Barrios se retiró del puesto como secretaria accidental de esta sesión con el agradecimiento del nuevo presidente del Parlamento.

Borges: AN se instala en las más grandes dificultades

El nuevo presidente de la AN inició su discurso con un agradecimiento a Henry Ramos Allup, presidente saliente, por su labor en el primer año del Parlamento, y para quien pidió un aplauso de pie (al cual se apegaron únicamente los diputados opositores).

"Con valentía supo conducir esta cámara en medio de los ataques más feroces de los poderes públicos secuestrados", declaró.

También aplaudió la labor de todos los diputados y trabajadores de la AN.


Afirmó que en el país se vive el momento más "vergonzoso" de la historia y aseguró que la AN se instala en medio de "las más grandes dificultades".

Pese a las dificultades, resaltó el valor de la población venezolana al enfrentar la grave crisis. "Es el pueblo que debe despedir a sus seres queridos, o bien en el cementerio por la violencia, o bien en el aeropuerto porque escapan de la crisis", argumentó.

"¿De quién es la culpa que el país más rico del mundo tenga a sus ciudadanos comiendo basura, y a ustedes no les importe?", declaró para los diputados oficialistas.

En este sentido, aseguró que los venezolanos rechazan al gobierno: "Ven con asco a un grupito que disfruta el poder", razón por la cual –afirmó– el gobierno tiene miedo a la población.

"Conocemos bien quién nos gobierna. Conocemos su accionar miserable y sin escrúpulos. Su temor a perder el poder", manifestó.

Por esta razón, indicó, "nuestra lucha hoy, de toda Venezuela, es imponer la paz a través de la no violencia, pero con la fuerza del pueblo venezolano por el voto, por la Constitución y por el cambio. Para unir nuestra Venezuela rota y construir un país de paz y de futuro".

Señaló que es necesario construir un país "donde seamos más y tengamos más", donde se respete la dignidad, haya oportunidades para los jóvenes y dignidad para los pensionados.

Además, enfatizó que debe ser un país sin "presos políticos" y envió su solidaridad y apoyo a Leopoldo López, Antonio Ledezma, Daniel Ceballos, Iván Simonovis, a los comisarios condenados por Puente Llaguno en 2002 y los líderes estudiantiles detenidos por protestar, entre otros.

"Necesitamos construir un país donde los venezolanos tengamos más", sentenció.



La propiedad para los ciudadanos de los barrios, estimular a la empresa privada y la seguridad ciudadana fueron algunas de las principales propuestas de Borges para el nuevo año de la AN.

El objetivo –explicó– es "desmantelar" el Estado petrolero y destruido y construir una nación de propietarios y abundancia.

"Estamos a tiempo de prevenir la violencia, pero se necesita que se escuche a la Constitución y se escuche al pueblo", afirmó.

"Que se escuche la voz del pueblo es el primer objetivo de esta Asamblea Nacional", sentenció.

En un mensaje enviado directamente al presidente Nicolás Maduro, reiteró que la población debe tener derecho a votar y elegir el futuro: "El pueblo venezolano es el dueño de la democracia. El pueblo venezolano señor Nicolás Maduro tiene el derecho a votar y a decidir su futuro ya".

"No será el primero que, cegado por la terquedad, lo sorprenda la ira de un país cansado y desesperado", agregó.

Entre gritos de "elecciones ya" de la bancada opositora, Borges se preguntó qué hacer ante los poderes públicos "secuestrados" por el Gobierno Nacional.
"Lo que nos queda es luchar sin miedo, y hacerlo en todos los espacios para salvar la Constitución", convocó.

Mensaje para la Fuerza Armada

Destacó la labor y el rol de la Fuerza Armada Nacional, "los ciudadanos de uniforme", pues afirmó que por ellos pasa el respeto a la Constitución.

"Hermanos de la Fuerza Armada, Nicolás Maduro está fuera de la Constitución y eso es inaceptable. Hermanos de la Fuerza Armada, permanecer en una actitud complaciente frente a la tiranía es negar su historia y su razón de ser", dijo.

"Fue un militar, orgullo de todos, Eleazar López Contreras, quien se quitó el uniforme, recortó el periodo presidencial y se abrió a las libertades y reformas políticas después de la muerte de Juan Vicente Gómez", recordó.

Precisó que su llamado es al respeto de la Constitución. "No es un llamado a la sublevación o a la rebelión. Al contrario, es un llamado a que se cumpla la Constitución. Hermanos en uniforme de las Fuerzas Armadas, el reto es muy simple: ¿Quieren ser los herederos dignos del ejército del Libertador Simón Bolívar o quieren ser recordados como los guardianes de Nicolás Maduro?", declaró.

Sobre las acusaciones de narcotráfico contra miembros de la FANB, aseguró que en el futuro atenderán las acusaciones caso por caso, sin generalizar a toda la Fuerza Armada con esta "mancha". Reconoció que en los cuarteles los soldados sufren los mismos problemas de crisis y escasez que los venezolanos civiles.

"En nombre de la representación nacional los invito a que caminemos juntos hacia una Patria donde el pueblo los vuelva a ver con respeto", afirmó.

Aseguró que desde Miraflores seguramente llamarán al Alto Mando para desmentir o atacar lo que expresó en su discurso, pero insistió en que habla "con la verdad".

"El país clama por ser escuchado, no lo hagamos esperar más", dijo.

Finalmente, envió un mensaje a los venezolanos que apoyaron al gobierno, a quienes se decepcionaron y a quienes siempre adversaron al gobierno a unirse y luchar para lograr un verdadero cambio para este país.

"Seamos más y tengamos más. Aquí no hay nadie que pueda dar esta batalla solo", insistió.

Recalcó la necesidad de las elecciones: "La única fórmula mágica es el voto, porque pone en manos de todos los venezolanos el futuro del país".

AN declarará el abandono de cargo

Julio Borges prometió que en los próximos días la AN dará nuevos pasos para cambiar el gobierno.

"Por lo pronto, además de acompañar en las calles al pueblo venezolano en su sufrimiento y en la búsqueda de las soluciones, en los próximos días aprobaremos por mayoría de esta Asamblea Nacional la declaratoria del abandono del cargo por parte de Nicolás Maduro", anunció.

Ante los reclamos que surgieron desde la bancada oficialista por esta declaración, Borges afirmó que si alguno tenía dudas de la necesidad de tomar esta medida, solo hacía falta ver las cifras e indicadores del país para justificarlo.

Sostuvo que desde 2013 han sido asesinados más de 100 mil venezolanos ("cinco estadios completos de personas asesinadas), la inflación acumulada ha sido de 4.200% y la pobreza se ha multiplicado al punto que 10 de cada 100 personas comen de la basura.

Prometió una gestión parlamentaria en la calle, con sesiones y debates abiertos con la población. En hospitales y empresas expropiadas serían estos debates, se comprometió.

"Los retamos a ir a cualquier comunidad de Venezuela sin sus guardaespaldas a ver qué dice la gente", respondió Borges ante las burlas de los diputados oficialistas, quienes pitaron y rieron con la afirmación de que debatirían en las calles.

Borges ratificó su llamado a realizar elecciones generales para renovar todos los poderes, incluido el Poder Legislativo, porque lo importante es que el pueblo pueda votar y opinar: "Que se hagan las elecciones que nos tocan, a las que tenemos derecho y que se deben hacer", reclamó.

Al finalizar su discurso, recordó la situación de Venezuela en los tiempos de la caída del dictador Marcos Pérez Jiménez. Recalcó que el 23 de Enero de 1958 toda una población y Fuerza Armada apoyaban y estaban convencidas de la necesidad del cambio.

"La vida hoy nos pone a todos los venezolanos en una encrucijada similar y debemos demostrar que estamos a la altura de ese compromiso. Que hemos aprendido las lecciones de la historia, y que somos nosotros los encargados de hacer que quienes se creen dueños del poder bajen la cabeza y escuchen al pueblo venezolano", exhortó.

Advirtió que no será una lucha sencilla, pero aseguró que valdrá la pena entregar a las generaciones futuras "nuestro sacrificio, nuestro aprendizaje" para cambiar al país y sacarlo de la crisis en la que se encuentra.

"Recordaremos juntos estos años. Hablaremos de la épica de la reconstrucción de Venezuela y del orgullo de haberlo hecho juntos. Y será una de las páginas más gloriosas de la historia venezolana", declaró.

"En nuestras manos no se perderá la República de nuestros hijos", sentenció.

Tras su discurso, Borges nombró comisiones especiales para participar a los Poderes Públicos el inicio de sesiones de la Asamblea Nacional. Dio por finalizada la sesión y convocó para el día lunes 9 de enero a las 10 de la mañana, para la primera sesión ordinaria del año.

Foto 11
 (Foto: Anthony AsCer Aparicio)

La nueva directiva salió a los jardines del Palacio Federal Legislativo en una alfombra roja y con las notas del himno nacional.

05-01-17