10 Últimos

lunes, 28 de noviembre de 2016

FIDEL CASTRO: Homenaje al comunismo y a la muerte, por Jesús González Briceño




Por Jesús González Briceño, 28/11/2016

Fallaste en tratar de implantar un modelo social de felicidad, amor y bienestar para los pueblos latinoamericanos y africanos.

Intentaste logar la independencia de los gringos y de los imperialistas que, según tu opinión, azotaban, sin piedad, nuestras naciones usurpándoles sus riquezas y sus bienes, sumiéndolas en miseria y desgracia.

Destruírsete, al contrario, todo lo construido, su soberanía e independencia, sometiéndolas al terror, la persecución y muerte, de un modelo leninista y estalinista que carcomió tu conciencia, la que mantuviste hasta tu 90 aniversario, reiterando tu condición de hombre pervertido que no se lamenta por los delitos cometidos de lesa humanidad de los que han y  hasta ahora disentido; roído tu espíritu  contumaz, en que has convertido algunos gobernantes latinoamericanos.

Entregaste tu intelecto a Marx, Lenin, Stalin Hitler y Mussolini, que ocasionaron a su propia gente y naciones, una larga etapa de desolación, guerras y destrucción que la humanidad  llora para siempre como un mancha indeleble de su historia.

Liberación prometida en tus proclamas en la Sierra Maestra, la transformaste, muy al contrario, en mal, odio, desamor y la tiranía en que devinieron esas naciones que liberaste con tus guerrillas, asaltos y persecuciones en Venezuela, Ecuador, Nicaragua y Bolivia, sin olvidar a Colombia, que va por el mismo camino, además de la pólvora y las armas propagadas por la subversión en casi todo el continente latinoamericano y algunas naciones africanos que no escaparon de tu intervención aberrante.

Castraste las aspiraciones de isla bella cubana, al hacer huir al cobarde dictador Batista para cambiar la cara de desgracia y humillación de la prostitución de sus mujeres, en propagar el hambre, la pobreza y las jineteras que venden ahora sus cuerpos a los visitantes para conseguir algo de comida,  productos  y la libertad castrados.

Acúsate a los gringos y demás imperialistas españoles, franceses, alemanes y de otras nacionalidades de usurpar tus riquezas y pervertir a los cubanos, y ahora ellos son los que acuden a tu ayuda, a invierten sus dineros, crean empresa por ti expropiadas, y traen turistas que le devuelvan el progreso y bienestar perdidos, después de casi 60 años de un modelo fracasado.

Satanás fue tu aliado en todas tus barrabasadas, le vendiste tu alma y como castigo te hará vivir para siempre en el l infierno, para que pagues tus pecados mortales en el lugar que te tiene preparado, porque la Divinidad por ti profanada, no te quiere ni salvará para que las llamas consuman tu ser corrompido y  demente que han alimentado tu egoísmo y tu alma...

Totalitarismo también es cultivado por los hombres que han acudido a pedirte consejos y recetas, en cambio le has recomendado y apoyado por una caterva de malvados, a quitar sus derechos, crear un estado tiránico, perseguir y matar a los que luchan por su constitución y sus  leyes de un estado de derecho establecido, creando sociedades humilladas y empobrecidas por reconocidos desmanes.

Revolución bonita pretendida, en tu Cuba natal, has propiciado, pero un desastre es lo que ha resultado, exportada a otras naciones de la región latinoamericana y, en Venezuela ¡Oh patria mía! es lo que has logrado, hurtando sus recursos, trayendo tus soldados asesinos, poniendo de rodillas sus líderes y militares para que perpetúen tu modelo frustrado comunista para al sumir en la desgracia, sus ciudadanos.

Obstinado, asesino comunista, quisiera cambiar la O por la H de HORROR para decir a los venezolanos, los acólitos de Fidel Castro, su pandilla y esa turba de apátridas, represores encomendados que desechen el chavismo, a Maduro, su heredero, y a Diosdado que al nacer Dios le dio todo y ahora, de bondad no le queda nada, y otros muchos innombrables, por haber sembrado en mi NACIÓN SOBERANA, el odio, la persecución y el asesinato, teniendo por consejas tu bandera, haciéndola pobre y malograda…