10 Últimos

lunes, 12 de diciembre de 2016

Comentarios a documento de la Sociedad Civil de Lara ¡Ya Basta!, por @ChuoTorrealba



Jesús Chuo Torrealba 11 de diciembre de 2016

LAS CULPAS DONDE VAN, LAS EXIGENCIAS TAMBIÉN…
Algunos comentarios son imprescindibles al valorar y agradecer el ejemplo larense de organización y lucha plasmado en este documento. En primer lugar, el manifiesto ciudadano tiene foco: El corazón de la crisis es “la POLITICA ECONÓMICA Y SOCIAL” que tiene como único responsable “al GOBIERNO NACIONAL”.  Da así la sociedad civil una lección a quienes en esta hora crucial pierden energías agrediéndose entre ellos, en vez combatir al adversario que está en la acera de enfrente.

No renuncia, sin embargo, el documento de la sociedad civil larense a la crítica constructiva: Cuando afirma “YA BASTA de políticos populistas” nos recuerda que el populismo no solo usa franela roja, sino que es una manera de pervertir la relación entre pueblo y gobierno, entre Estado y sociedad, desviación que, por cierto, rebasa el ámbito de lo económico pues el mesianismo y la demagogia son también formas que asume este morbo.  En efecto, quienes crean que sus “liderazgos” (supuestos o reales, orgánicos o mediáticos, coyunturales o sostenibles) son más importantes que la Unidad del pueblo o que las propias organizaciones en las cuales militan, están siendo populistas; Quienes falten a la verdad por decir “lo que la gente quiere oír” para subir en las encuestas o mantenerse en ellas, están siendo populistas. Y siempre habrá que recordar que una cosa es la POLITICA POPULAR y otra la perversión populista.

Al aparecer como firmantes desde el Arzobispo de Barquisimeto hasta la Red de Instituciones Larenses, desde Fedecámaras hasta la CTV, desde los gremios profesionales hasta las organizaciones comunitarias, los ciudadanos dan una lección adicional: ¡Solo en Unidad será posible enfrentar y vencer la crisis y sus responsables! Agredir la Unidad que tenemos usando como coartada una inexistente “unidad superior” es un juego de palabras para justificar la dispersión que el régimen necesita para eternizarse. ¿Qué es difícil y complejo avanzar en Unidad? ¡Sí! Pero más complejo es dirigir un país en crisis: Quien no sepa, no pueda o no quiera trabajar hoy en Unidad no sabrá, podrá o querrá hacerlo mañana desde el poder.

El manifiesto larense se produce dos semanas después que el documento “Una Propuesta Ciudadana”, avalado por más de 700 organizaciones y personalidades de la sociedad civil, hiciera desde Caracas un planteamiento similar. Que tome nota el llamado “mundo político”:  Existe una ciudadanía independiente que no le discute a los partidos su rol dirigente pero si les exige, a ellos y a sus líderes, ser en esta hora de crisis la mejor versión posible de sí mismos. Una dirigencia política unida con objetivos estratégicos claros y compartidos, y una ciudadanía activada que en vez de ser “managers de tribuna” asume su condición de protagonista del cambio, son la única garantía posible de victoria democrática.  ¡Palante!

Jesús Chuo Torrealba