10 Últimos

viernes, 14 de abril de 2017

En el oeste marcharon hasta el punto final y con poca presencia policial, por @yohanamarra



Yohana Marra 13 de abril de 2017
@yohanamarra

La lluvia no fue impedimento para que la concentración partiera desde Montalbán II hasta la iglesia San Pedro, sitio de llegada, que por primera vez desde el 1 de abril se cumplió sin represión.

Caracas. La lluvia demoró la salida de la movilización desde el Centro Comercial La Villa, en la urbanización Montalbán II, pero no la suspendió. Pese al mal tiempo los vecinos se unieron este jueves 13 de abril a la convocatoria realizada por integrantes de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD).

A las 11:30 a.m. partieron con rumbo a la iglesia San Pedro, al final de la avenida Victoria. Varios diputados a la Asamblea Nacional (AN) como Richard Blanco (Alianza Bravo Pueblo), Stalin González (Un Nuevo Tiempo), Tomás Guanipa (Primero Justicia), Juan Requesens (Primero Justicia), Freddy Guevara (Voluntad Popular), Tamara Adrián (Voluntad Popular) y José Guerra (Primero Jusiticia) lideraron la marcha que por primera vez desde el 1 de abril –tras 12 días de protestas– llegó al punto pautado sin represión.

La Policía Nacional Bolivariana (PNB) no acompañó a los marchistas, como en las movilizaciones anteriores. Aproximadamente cinco funcionarios de la PNB se mantuvieron en la redoma La India, lejos del paso de la caminata. Desde ahí vigilaron que el grupo afecto al oficialismo –que gritaba consignas con palos en las manos– no se acercara al resto que cruzaba por la avenida O’Higgins, donde solían abundar los piquetes con equipo antimotín.

Sin contratiempos caminaron por toda la avenida Páez, de El Paraíso, bajo la ausencia de cuerpos policiales. En esta ocasión estuvieron ausentes en el acceso que da hacia la Francisco Fajardo por el Instituto Pedagógico de Caracas. Sin embargo, la gente no tomó la autopista y prosiguieron por la plaza Madariaga, al igual que los dirigentes.

Un grupo menor a 10 policías se asomó en el empalme que da hacia la autopista, a la altura de la antigua cárcel La Planta. A diferencia del pasado jueves 6 de abril –en la movilización convocada hacia la Defensoría del Pueblo– el piquete de la PNB y de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) era doble y por ambos pisos.

Con ánimo, a pesar del palo de agua, las personas caminaron entonando consignas y saludando a los que apoyaban desde sus balcones o puertas de los edificios. El clima jugó a favor y por unas horas escampó, aunque siempre estuvo amenazante, por eso nadie cerró su paraguas ni se quitaron los abrigos.

Otra pequeña cantidad de uniformados se vio en Roca Tarpeya, bloqueando el camino hacia el centro, pero ese no era el rumbo de los dirigentes, así que prosiguieron su ruta no sin antes llevar abucheos de los manifestantes.

La avenida Victoria recibió a la multitud tampoco sin PNB ni GNB. Desde los edificios los vecinos –que no bajaron– sacaron sus banderas, pitos o inclusos ollas. Otros prefirieron bajar y acompañarlos.

La marcha no se detuvo pese a la llovizna y –sin vigilancia– cayeron hacia Santa Mónica para tomar un atajo y retornar con el resto que quedó en la iglesia. En ese punto los diputados Tomás Guanipa y Freddy Guevara cerraron la movilización.

El primer vicepresidente a la AN, Freddy Guevara, recordó que la agenda de protestas se mantendrá en los días que quedan de Semana Santa, e invitó a la gran movilización el próximo miércoles 19 de abril.

Este jueves santo la MUD convocó a una movilización en los 335 municipios del país para exigirle al Gobierno que se realicen elecciones generales, se le devuelvan las competencias a la AN, liberen a los presos políticos y abran el canal de ayuda humanitaria.

En Caracas también hubo otro punto de concentración y fue la avenida Rómulo Gallegos, a la altura de El Marqués.