domingo, 25 de mayo de 2014

Mi respuesta a la “DieterichProphecy”, @adrianavigi



“Heinz : A Maduro le quedan máximo 8 semanas más en el poder”

Por Adriana Vigilanza, 25/05/2014

El sociólogo alemán Heinz Dieterich , de 71 años, residente en México y  jefe ideológico de la izquierda latinoamericana, asesor durante muchos años, en asuntos políticos e ideológicos, del difunto presidente Hugo Chávez y autor del “Socialismo del siglo XXI”, dio una entrevista a la revista alemana. Spiegel Online, el 22 de  mayo de 2014.
A continuación la respuesta que como venezolana, necesito darle, destacada en verde y hecha a lo largo de la misma entrevista. Nos pareció la mejor forma de identificar sus mentiras, confesiones y contradicciones:

Spiegel Online: Señor , se tiene la impresión de que en Venezuela pasa justo lo mismo que en Ucrania…
Dieterich: En casi todos los aspectos el escenario es comparable con la situación de Ucrania.
Se ve que Dieterich considera que la injerencia Cubana sobre Venezuela es nuestra principal causa de protesta. En Ucrania lo fue la injerencia Rusa vs. una alianza con la Unión Europea. Sin duda, dedicar todo el esfuerzo de un gobierno a mantener a Cuba y al resto del Foro de Sao Paulo, es la primera causa de la desbordada delincuencia y de los demás males que padecemos los venezolanos (inflación, escasez, devaluación), es decir, la causa de las muchas razones que nos mueven a protestar.

S O: ¿En dónde se esconden exactamente los problemas?
Dieterich: La catastrófica situación económica, la incapacidad del gobierno, reformas forzadas e intereses externos. Además del intento de algunos países por buscar sacar ventaja en la solución a la crisis.
Sin duda, vivimos una catastrófica situación económica, producto de los 14 años del “Socialismo del Siglo XXI” de Dieterich. Aquí en Venezuela, desde las “Instituciones”, no se ha hecho nada más que obedecer a Chávez, en todo, muy especialmente en su política de “exprópiese” (sin indemnización), control de cambios (para enriquecer a los burócratas y empobrecer a los demás), desvío de recursos de los Fondos Constitucionales a presupuestos de entes “paralelos” inventados y sin control de nadie  (como FONDEN) y un largo etc.

S O: ¿Qué ha pasado para que la gente se sienta lista para arriesgar su vida en las calles?
Dieterich: Es una mezcla de factores: primero, la inconmensurable retórica de muerte del presidente Nicolás Maduro, que separa a los venezolanos en “fascistas” y “leales”. A esto se le suma el encarcelamiento del líder opositor Leopoldo López y los graves problemas que atraviesa el país, lo que permitió que los sectores radicales hayan movilizado a los frustrados.
Dieterich está muy mal informado sobre Venezuela. “La inconmensurable retórica de muerte” que sin duda existe, fue creada por Chávez, quien incluso inventó el slogan “Patria socialista o muerte”.  Nicolás Maduro no hace sino continuar lo que el otro empezó, asesorado por Dieterich.
Por lo demás, no hay diferencia entre los que llama “radicales” y los frustrados. Para Dieterich, quienes culpamos a Cuba y a su “Socialismo del Siglo XXI”, únicos con mando en todos estos 15 años, somos “radicales”. Pues bien, si eso lo complace, lo somos. Habría que ser un bobo, para no serlo.

S O: ¿Qué tan profunda es la duda de la gente respecto al problema?
Dieterich: Objetivamente, la amenaza de muerte, el problema de base es la violenta criminalidad que hace de Caracas, la capital, una de las ciudades con la tasa de homicidios más alta del mundo. El que falte el papel higiénico y la harina, mortifica, pero no es una amenaza a la vida; el que además, por causa de la devaluación del Bolívar, viajar al exterior resulte tan complicado, molesta mucho a la gente. Si todo eso se junta, te lleva a una profunda frustración. Y además las muy poco inteligentes reacciones del gobierno, que en vez de comprensión impone represión, hacen que hierva a su máximo punto, que es lo que ahora vemos.
La “muy poco inteligente” represión del régimen, es por asesoría Cubana, esto es, socialista ¿A quién cree que engaña Dieterich? ¡Será a la Baronesa Ashton! Porque aquí en el Caribe, estamos claritos en cómo hicieron los Castros para mantener el poder, durante 56 años… -

S O: ¿Por qué se produce de pronto esta efervescencia?
Dieterich: Yo ya dije en diciembre, que Maduro tenía que dar resultados inmediatos para que el descontento en el país no aumentara. Pero esto no ocurrió. La indolencia del gobierno es grande. Maduro ha perdido prácticamente el año que ha gobernado desde la muerte de Chávez. Por si fuera poco a esto se le unen intereses externos. Los EEUU con el presidente Barak Obama al mando intensifican una política exterior expansiva. Eso juega un papel importante en el desarrollo del conflicto.
He aquí algo en que coincido, parcialmente, con Dieterich: “Por si fuera poco a esto se le unen intereses externos. Los EEUU con el presidente Barak Obama al mando intensifican una política exterior expansiva”.
Si EEUU es el único cliente de PDVSA que le paga el petróleo a precio justo, es justo también reconocer que a EEUU se le debe que Chávez, primero  y Maduro, después, haya permanecido en el poder. Pero lo que Dieterich ve como “política expansionista” de Obama (sin evidencia alguna, pues ningún territorio venezolano está en riesgo de pasar a los EEUU), es más bien una “política colaboracionista” de Obama (por indiferente), con la expansión del Castrismo por América Latina, de lo cual sobran evidencias (“CELAC”, por ejemplo).

S O: ¿Cuáles son las medidas más urgentes que debe tomar el gobierno?
Dieterich: Es indispensable que Maduro y sus ministros controlen la inflación de 55%. El desabastecimiento debe enmendarse y la violencia debe ser encarada. Además es necesaria una reforma económica: el cambio del dólar y del bolívar debe ajustarse a niveles reales. La moneda debe fluctuar libremente, sin que por ello se vean amenazados los ingresos de los estratos pobres.
En todo eso, coincido con Dieterich. Pero absolutamente todo eso fue producto del “Socialismo del Siglo XXI”. No pretenda ahora Dieterich hacerse el inocente. Su proyecto es un rotundo fracaso. Y el vivo ejemplo es la Venezuela post Chávez.  Pero no fue en 1 año que se logró la “meta” de una inflación del 60%. Ni el actual nivel de desabastecimiento. Ambas cosas son el resultado de las políticas equivocadas en que consistió el “Socialismo del Siglo XXI”, que se vienen siendo arrastradas por más de una década.

S O: ¿Es esto suficiente para reparar el desgarramiento de la sociedad?
Dieterich: Esa grieta siempre ha estado ahí. Ni 15 años de chavismo lo han reparado. Pero ahora también están en la calle aquellos que votaron por Maduro.
Ni los 15 años de chavismo han reparado la brecha” se traduce: “Los 15 años de “Socialismo del Siglo XXI” fueron una absoluta locura”

S O: ¿Quiénes son los que están en las calles de Venezuela?
Dieterich: Yo veo tres grupos: el fuerte núcleo de derechas, que están entrenados por paramilitares y están armados. Después, los estudiantes: muchos de ellos creen que viven en una dictadura que no tiene una verdadera resistencia.
Y finalmente muchos que fueron seguidores de Chávez, pero que no están de acuerdo con Maduro y que se oponen al empeoramiento de las condiciones de vida. Si Maduro sigue como hasta ahora, crecerán el segundo y tercer grupo, y el gobierno tendrá que renunciar al poder, como ocurrió en Ucrania.
Otra vez está Dieterich mal informado. En Venezuela no existe “derecha”, pero muchísimo menos, “armada”: En Venezuela el único legalmente autorizado a comprar armas es el gobierno. A los Alcaldes y Gobernadores opositores (que no son “de derecha”), más bien se les ha ido desmantelando las policías, únicos cuerpos armados que manejaría la oposición. Todos esos Alcaldes y Gobernadores, sin excepción, se consideran de partidos social-demócratas o social-cristianos. “Primero Justicia”, el partido de Capriles y a quien algunos fantasean llamándolo “la derecha”,  está asociado a “Avanzada Progresista”, partido que salió del chavismo, liderado por Ismael García y Henry Falcón. 

S O: ¿Es probable que el presidente sea derrocado?
Dieterich: Se va a seguir discutiendo en las líneas del chavismo sobre una solución efectiva a la crisis sin que ésta se vea como un derrocamiento. Mientras tanto, está claro para todos que Maduro no tiene ni concepto ni instrumentos para modernizar al país. Él pensaba y piensa que basta con emular a su antecesor Hugo Chávez en la retórica y la coreografía y mantener el modelo económico.
Mejor dicho, imposible. El “Socialismo del Siglo XXI” que inventó Dieterich y que Chávez implementó, fue (y sigue siendo) pura “retórica y coreografía”.

S O: ¿Entonces los días del presidente Maduro están contados?
Dieterich: No durará ni ocho semanas en el gobierno y probablemente será suplantado por una junta de gobierno. Para los militares y gobernadores chavistas está claro que su política significa indudablemente el fin de la era bolivariana. La política debe dar un giro de 180° o todo estará perdido.
Si Maduro no durará ni 8 semanas más en el gobierno, es porque, como dijo mi amigo Luis Manuel Aguana, los Castros siempre supieron que Venezuela entraría pronto en el coma económico en que está y había que buscar a un bolsa a quien echarle toda la culpa, para que el Foro de Sao Paulo y el esperpento del “Socialismo del Siglo XXI”, no cargaran con ella. Después, pretenderán volver, “como otra cosa”. Que seguirá siendo “la mismo miesma”, porque ellos sólo saben de represión y odio. Que lo digan los últimos 56 años cubanos…

S O: Pero la oposición tampoco tiene realmente un plan constructivo…
Dieterich: No. Los portavoces no buscan un compromiso que sea mejor para todos. Quieren barrer al gobierno. Eso es anti ético y criminal, y las personas en la calle pagarán con su sangre – pero eso no lo permitirá la fuerza armada-.
Anti ético es querer deslastrase del desastre social que Dieterich ayudo a crear en Venezuela. Criminal es apoyar a genocidas como los Castro y  militares venezolanos, que les sirven y que han violado, de todas las maneras posibles, nuestros Derechos Humanos.

S O: ¿Es esa la salida para Venezuela?
Dieterich: Habrá probablemente una mediación bajo la dirección de un organismo regional como la Organización de Estados Americanos o la Unión de Naciones Suramericanas y del Caribe. Pero también es posible una gran coalición si aparecen entretanto voces moderadas dentro de la oposición.
En este punto está el “quid” del asunto. ¿Quiénes son las “voces moderadas de la oposición”? Los dispuestos a cohabitar con los Castro y el Foro de Sao Paulo. No hay otra. Si esta esta fuese la única alternativa, estaríamos fritos. Pero no lo es, gracias a Dios….

Fuente Original: Ehringfeld , Klaus .”Maduro bleibthöchstensnochachtWochenan der Macht “. Spiegel Online. 03/03/2014 .Spiegel.de 2014.
Una traducción de #infoVenezuela
@infoVnzl



Adriana Vigilanza
@adrianavigi

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Para comentar usted debe colocar una dirección de correo electrónico