martes, 24 de julio de 2018

La senda social, por @fariasjoseluis




José Luis Farías 23 de julio de 2018
@fariasjoseluis

Fastos y nefastos de la semana:

Francia se coronó campeón mundial de fútbol sobre el meritorio equipo de Croacia marcando el inicio de semana, suceso que Maduro aprovechó para poner de relieve su torpeza e ignorancia al aseverar que no había sido Francia sino África la verdadera triunfadora en Rusia 2018 por la sorprendente cantidad de jugadores morenos en la selección gala.

En Venezuela, sin embargo, la protesta siguió la senda social con ritmo ascendente bajo la consigna “Fuera Maduro”, a la cual habría que añadirle “Nuevo gobierno ya”, para anticipar el paso a seguir y darle sonoridad de verdadera consigna de lucha e imprimirle esperanza racional a la combatividad. El llamado a “paro nacional” cobra fuerza como parte de una estrategia dirigida al quiebre del régimen que permita el cambio político. Y quienes estaban atrapados por el mundial volvieron muy pronto a su lema favorito en las redes “Maduro cooooo … tu …dreeee”.

La senda social por el cambio

Como dato relevante destaca que el miércoles hasta la 1pm se habían registrado 48 protestas en todo el territorio nacional, con el destacado papel de los pensionados en los conflictos de ese día y de los vecinos zulianos en innumerables acciones callejeras, no contabilizadas, por la crisis eléctrica en la entidad.

La lucha social ganó espacio, coordinación y diversidad en sus actores y formas de protesta en estados como Lara, Monagas, Zulia y Caracas. Dicho en el lenguaje comunistoide del régimen, lo más relevante de la política en la semana fue: “la acentuación de la lucha de clases”, a propósito del incremento de las protestas de trabajadores y ciudadanos contra el Pranato enriquecido a costa del asalto al erario público.

A las luchas de enfermeras, médicos y docentes y trabajadores universitarios que venían dominando el escenario nacional, esta semana se sumaron con mucha fuerza los trabajadores eléctricos, los pensionados, los trabajadores del IVIC, la CANTV y la AN por reclamos salariales.

La pelea por los servicios públicos se extendió a buena parte del país. Cobrando especial dramatismo en el estado Zulia las manifestaciones por la electricidad extendidas por todo el estado.

En Caracas la pauta la marcaron las manifestaciones por la falta de agua en El Paraíso, La Vega, Caricuao, Macarao y El Cementerio; al igual en el estado Bolívar donde las poblaciones de El Pao y San Félix salieron a la calle exigiendo el vital líquido. En la semana se denunció que “Caracas no cuenta con agua almacenada ni para siete días de emergencia”.

La crisis eléctrica

La crisis eléctrica amenaza con acentuarse mientras Motta Domínguez dice que todo es producto del “saboteo”. El problema eléctrico en el Zulia alcanza cotas trágicas con los apagones de más de 12 horas diarias ocasionando pérdidas económicas cuantiosas y golpeando la calidad de vida en los hogares. El comercio del Zulia reportó caída de 70% por los apagones.

A la crónica insuficiencia del servicio se suman las exigencias reivindicativas de los trabajadores del sector y la indignación popular por la corrupción en la empresa eléctrica.

Los trabajadores eléctricos convocaron a paro nacional indefinido a partir del 23 de julio, una temeraria convocatoria cuyo desenlace habrá que ver. La desesperación es grande entre los eléctricos por su acelerado empobrecimiento.

Según Reuters “un ex funcionario de una compañía eléctrica estatal de Venezuela se declaró culpable de cargos presentados en EEUU que lo acusan de solicitar sobornos a proveedores a cambio de ayudarlos a conseguir un trato favorable de la también estatal PDVSA”, se trata de Luis Carlos de Leon, ex director de Finanzas de Electricidad de Caracas quien admitió en una Corte de EE.UU haber cobrado sobornos y lavado dinero.

Un dato cualitativo de gran importancia es que la Asamblea Nacional, por su parte, ha anunciado que sesionará esta semana en la entidad zuliana y sus diputados encabezarán una marcha para este jueves 26 de julio en Maracaibo en protesta por la crisis eléctrica en el estado. La decisión de la AN puede imprimirle aires políticos para fortalecer la lucha social, ojalá se dé con humildad, sinceridad, empuje y no decaiga. Amanecerá y veremos.

La procesión va por dentro

Para continuar con las expresiones al gusto del régimen, destaquemos también la “agudización de las contradicciones internas” como el otro gran dato marcador de la semana que culmina.

El ex ministro Giordani abrió fuego disparando que “la camarilla en el poder ha terminado por prostituir la institucionalidad” y el también ex ministro Rodrigo Cabezas leyéndole la cartilla: “Maduro está obligado a rectificar la economía”, le advirtió que “tener diferentes tipos de cambio destruyó la formación de costos” y que “está obligado a negociar con el FMI”, suerte de demonio para el madurismo.

Por cierto, Giordani y Cabezas no fueron los únicos chavistas que lanzaron dardos envenenados contra el madurismo. El ex ministro Héctor Navarro resaltó el fracaso de Maduro comparando su gestión con la del difunto. Otro ex ministro, Jesús Farías, le recordó a Maduro que “las condiciones económicas cambian y las políticas con ellas”. Como guinda, el ex diputado Earle Herrera, le dedicó un punzante artículo con más dureza que el del más severo articulista opositor. Todo esto con la preparación del próximo Congreso del PSUV como telón de fondo y el ministro Elias Jaua enrrochelando las bases del partido.

Como si fuera poco, Pepe Mujica, ex presidente del Uruguay, le indicó a Maduro y a Ortega que ya era momento del retiro. A todas estas Maduro se fue a Cuba a buscar respuestas en el Foro de Sao Paulo, mientras por aquí un chavista le recordaba que “con los adecos vivíamos mejor”.

Dos ejemplos contundentes del patetismo en el cual se consume la dictadura: Diosdado agitó de nuevo la bandera del referendo revocatorio contra la Asamblea Nacional e insistió en que “los procesos contra El Nacional, La Patilla y Tal Cual siguen en curso”. Por otro lado, Iris Valera usó la tribuna de José Vicente Rangel para afirmar que “el sistema penitenciario venezolano es el mejor del mundo” y denunciar que los “privados de libertad no eran atendidos por mafias en la Fiscalía de Luisa Ortega”.

La obesidad y el hambre

Los problemas que Maduro confronta con su obesidad y las dificultades para encontrar ropa de su talla, contrastan con los padecimientos de la gente por el hambre que tiene a cientos de miles comiendo de la basura, por la falta de medicamentos que han convertido a Venezuela en “el único país del mundo donde mueren pacientes hemofílicos sin tratamiento” y la inseguridad que nos tiene como el país más inseguro del mundo.

Esta semana los medios difundieron la penosa noticia de que Venezuela va camino a un récord en 2018: la peor hiperinflación en la historia de América Latina, mientras la liquidez monetaria sube a un ritmo de 70 billones de bolívares semanales disparando la hiperinflación a la estratósfera para sembrar más hambre.

La Canasta alimentaria familiar supera los 378 millones, aseguró Cendas. El aumento fue 30.663% desde junio de 2017. Se necesitan 4,20 salarios al día para cubrirla. En tanto “Caraota Digital” público que “alimentos de las bolsas Clap en Guanare llegaron vencidos e infestados de insectos”

La gravedad es tal que el FMI advirtió que la “economía de Venezuela está en estado de colapso” y El País de España reveló que el el Metro es gratuito porque no hay forma de cobrarlo. Para muestra del descalabro económico están las declaraciones del Presidente de Conindustria quien denunció que la industria venezolana trabaja al 10% y clamó por la “urgencia un cambio político para rescatar al país de la bancarrota”.

Cónclave peligroso

En medio de la antes mencionada profundización de la lucha social, el jueves por la tarde sorprendió al país la noticia de una reunión de los principales dirigentes nacionales de AD, PJ, UNT y VP con Henry Falcon jefe de Avanzada Progresista.

La información del encuentro y los temas tratados fue filtrada a las redes sociales por el propio Falcón y algunos dirigentes nacionales de su partido luego de que supuestamente se habría acordado mantenerla en secreto.

El chisme corrió rápidamente por las redes sociales desatando una andanada de insultos y acusaciones provenientes de los sectores más radicales de la oposición contra Falcón, Capriles, Ramos, López y Rosales y, por supuesto, atizados por los twitteros del régimen tratando de pescar en río revuelto acentuando la división opositora.

El desprestigio de los partidos políticos y la desconfianza popular contra sus principales dirigentes es un dato de la realidad que deberían tomar en cuenta ante cada paso a dar.

Ojo avisor

Pendientes de la canibalización de Citgo por los boneros con los cuales el régimen entró en default. Es un tema delicado. ¿Qué dice la AN?

Rueda la información de que en los primeros quince días de julio la producción petrolera de Venezuela habría promediado 995 mil barriles diarios. Un dato en extremo preocupante sobre el cual debería indagar más el diputado opositor que afirmó que Venezuela producía 2 millones de barriles diarios, muchos más de los que inventan el dúo Maduro-Quevedo para tratar de engañar a la OPEP. De mantenerse esa tendencia en la producción petrolera vamos directo a una catástrofe en muy poco tiempo.

La gente clama por una estrategia opositora para el cambio político cuyo modo más claro y contundente de presentar se resume en la consigna: “Fuera Maduro. Nuevo gobierno ya” sobre la cual hay que articular toda la lucha. Hasta el próximo domingo.

José Luis Farías
@fariasjoseluis

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Para comentar usted debe colocar una dirección de correo electrónico