10 Últimos

jueves, 15 de junio de 2017

Guillermo Aveledo: La mal llamada Constituyente, es una estafa, es un truco por @Espemar


Por Esperanza Márquez


Ramón Guillermo Aveledo es abogado y doctor en Ciencias Políticas. Barquisimetano.

Profesor de postgrado en la Universidad Metropolitana, coordina la Especialización de Gerencia Pública en esa misma universidad y la de Especialización de Política y Derecho Internacional en la Universidad Central de Venezuela.

Según El País, se le reconoce como el arquitecto de la unidad de partidos opositores en Venezuela bajo la figura de la Mesa de la Unidad Democrática, coalición de la que fue Secretario Ejecutivo desde el 23 de enero de 2008 hasta el 30 de julio de 2014.

Doctor Aveledo, las declaraciones y la postura de la Fiscal General de la República, Luisa Ortega Díaz, qué opinión le merecen.

- Las declaraciones de la Fiscal así como actitud que han tenido los funcionarios del Ministerio Público han sido uno de los hechos más importantes ocurridos en Venezuela en estas semanas, yo creo que es cualitativamente el hecho de un cambio muy significativo, porque es una pista para entender que lo que está ocurriendo en Venezuela no es una confrontación entre dos bandos, sino una reacción del país y de su legalidad frente a un pequeño grupo que ha privatizado al Estado en su beneficio y que está agarrado al poder. Por eso lo de la Fiscal tiene muchísimo valor y no es que no advierto lo que ha sido su trayectoria en los años anteriores, pero por supuesto que valoro enormemente esto que está ocurriendo.


¿Qué habría que esperar ahora de la doctora Ortega Díaz?

-El desarrollo natural de esta actitud, actos procesales. El Ministerio Público tiene el monopolio de la acción penal en Venezuela, eso es lo que le corresponde institucionalmente y eso es lo que cabe esperar ahora como una consecuencia natural de esta actitud, que haya actuaciones procesales concretas en esos campos que señala el artículo 285 de la Constitución y que son, sin duda, cruciales, importantísimos para lo que estamos viviendo.

El Gobierno después de haberle coartado a los venezolanos todas las salidas democráticas como el Revocatorio, por ejemplo, sale con su proyecto de una Constituyente.

- La Constituyente, la mal llamada Constituyente que no es tal, es una estafa porque es un truco, si uno se va al Código Penal y ve la definición de estafa se va a dar cuenta que la Constituyente eso es lo que es, al Código me remito: “El que con artificios o medios capaces de engañar o sorprender la buena fe de otro induciéndolo a error procure para sí un provecho injusto con perjuicio ajeno, comete estafa”. Y resulta que la Constituyente es anticonstitucional porque el poder del presidente es el de solicitar, de pedir, es el derecho de proponer, eso es lo que es la iniciativa, pero la decisión es del pueblo, del soberano. Por eso es un truco de mala fe confundir la iniciativa con la convocatoria, pero además se está diciendo que la Constituyente es un medio para el diálogo y la paz y todo lo que se hace es con imposición y con amenazas y con todo lo contrario al diálogo, pero además la Constituyente no toca ninguno de los problemas que está viviendo la gente como la escasez, la hiperinflación, la inseguridad, entonces si una Constituyente no sirve, es antidemocrática, es inconstitucional, no trae el diálogo ni la paz y no tiene utilidad para los problemas de la sociedad ¿A quién le interesa? Solamente a quienes proponen que una minoría sustituya a la mayoría. Es decir, que mediante un cambio tramposo de las reglas, en lugar que la democracia sea como es en el principio el gobierno de la mayoría y los derechos de la minoría, aquí estaríamos ante el gobierno de la minoría y el desconocimiento de los derechos de la mayoría. Es una estafa.

Maduro está llamando a la oposición a que participe en la Constituyente ¿Qué contestarle? Porque entre líneas lo que dice es que si no participan va a pasar lo que pasó cuando la oposición no participó en las elecciones de la Asamblea Nacional.

- Sólo la mala fe propia de los estafadores induce a esa confusión porque es muy distinto la abstención cuando las elecciones parlamentarias que obviamente fue un error y todo el mundo está de acuerdo hoy, a esta especie de celada que es una emboscada donde el que está llamando a le elección la ha convocado a contra vía, comiéndose la flecha de la Constitución porque no ha hecho un referéndum para preguntarle a la gente si la quiere o no, que es lo que tendría que hacer, pero además ha adulterado la base electoral sobre la base de una convocatoria por un lado sectorial en la cual no se sabe cuáles son los registros electorales, una votación sin Registro Electoral porque en cada uno de los sectores votarán las listas que el gobierno determine y en el voto territorial está emparejando los votos de los municipios de todo el país porque ese es el modo que está buscando para hacer la trampa, entonces, por ejemplo, Maracaibo tiene 1 constituyente más que Isla de Toas, aunque Maracaibo tenga millones de habitantes; Barquisimeto que es la capital de Lara, por capital tiene 2 representantes, pero Sanare que es muchísimo más pequeño tiene 1, es decir la mitad que Barquisimeto y así lo vemos en todos los casos de los municipios del país con lo cual se está haciendo un truco, una trampa porque no es posible que Isla Ratón tenga el mismo número de constituyentes que Petare. Es un contra sentido porque lo que busca la democracia es que la gente participe y la gente participa con su voto y de esta manera se está devaluando el voto de millones de venezolanos. Es una trampa y punto.

¿Las inscripciones a las que están llamando para las postulaciones a constituyentes necesitan un número de inscritos determinado?

- No se necesita un número determinado porque las reglas han sido dictadas para facilitar el truco, porque lo que ha hecho el CNE es aceptar tal cual las bases comiciales que han sido planteadas por el ejecutivo y por eso estamos ante una trampa porque es como si el ampayer de un juego de pelota, que sería el CNE, aceptara que uno de los equipos le dijera reglas en la medida en que las reglas se cambian para favorecer a unos y desfavorecer a otros y que esa es la propuesta de una de las partes y el árbitro las acepta como reglas universales, ahí es donde se evidencia la trampa ante la que estamos. Ahí lo único que cabe hacer es oponerse con todas las fuerzas de que seamos capaces los ciudadanos.

¿Después de realizarse esas inscripciones para las postulaciones de los constituyentes, realizadas en dos días, el CNE puede decir que esa parte de del proceso está listo?

- No puede, no debe, pero lo va a decir. No puede porque no tiene razón para hacerlo y no debe porque falta a su deber constitucional, a su obligación, pero lo va a hacer con la misma tranquilidad y la misma cara dura con la que revisó en minutos las 10.000.000 de firmas en contra del decreto de Obama, mientras le tomó semanas determinar la validez de las firmas del Referéndum Revocatorio y al final terminó saboteándolo.

Ya comenzó a actuar de manera indiscriminada el recién nombrado por Maduro, Comando Antiterrorista ¿Estamos en manos de una dictadura militar?
- Estamos en manos de una dictadura a la cual los militares están sirviendo por decisión de sus altos mandos, es una dictadura en la cual no solo hay poder de los uniformados sino que hay el poder también de un grupo de civiles. Ahora, esa dictadura actúa con menosprecio de la Constitución y con absoluto desconocimiento de los DDHH y así como desconoce los DDHH desconocerá cuando le haga falta cualquier otro derecho, los civiles, los culturales, los económicos, sociales porque no se puede pensar que alguien desconoce los DDHH y, sin embargo, va a respetar los otros derechos y es lo que estamos viendo cuando en el imperio de la fuerza se cometen todos esos atropellos. Por eso como lo que está en juego es la República la movilización de los ciudadanos es fundamental.

¿Cómo deben ser esas movilizaciones?

- En cuanto a las movilizaciones yo insisto siempre que tiene que ser una actuación unitaria, muy concertada, muy cohesionada, porque ante la magnitud de la amenaza del poder arbitrario hay que proceder con mucha cohesión y con mucha inteligencia y tienen que prevalecer las iniciativas comunes por más inteligentes y audaces o éticas que sean las convocatorias individuales tiene que haber iniciativas comunes, acordadas, convenidas y diseñadas entre todos.

¿Qué representa la juventud en la situación que está viviendo Venezuela?

- Esa es nuestra esperanza, me encantaría tener su vigor, y lo que demuestra la participación de los jóvenes en todo esto es un fracaso muy grande del gobierno que dos décadas después de este gobierno no haya sido capaz de convencer a la juventud, sino todo lo contrario, lo que ha hecho es hacer que pase de la indiferencia a la militancia más comprometida, yo creo que es un gran triunfo de Venezuela y un gran fracaso del gobierno.

Doctor Aveledo ¿Cuál es su última esperanza?

- Yo no creo que la esperanza sea lo último que se pierde, creo que la esperanza es lo primero que se gana, mi partido es la esperanza y por eso creo en el cambio y en la política en circunstancias tan difíciles y tan adversas y no aflojo la esperanza y la convicción de que vendrá una circunstancia mejor y que vamos a hacerla nosotros los venezolanos y las venezolanas y espero que sea dentro de poco, cuando lo logremos. No me fijo límites temporales, lo que aspiro es que el cambio se pueda dar y deseo que sea dentro de poco, aunque no lo sé y el horizonte temporal no puede hacernos desfallecer.

12-06-17