10 Últimos

viernes, 13 de enero de 2017

Raúl Isaías Baduel: el recorrido de un héroe de la revolución "caído en desgracia" por @contrapuntovzla


Por CONTRAPUNTO



El oficial que encabezó las acciones para el retorno de Hugo Chávez, en abril de 2002, fue encarcelado por presuntos hechos de corrupción y beneficiado con la libertad condicional en 2015

Cuando Hugo Chávez estaba en manos de sus captores el 12 de abril de 2002, tras haber sido derrocado por un golpe de Estado un día antes, algunos de sus colaboradores se escondieron; otros, se prepararon para resistir e, incluso, derrotar a los insurgentes. En ese grupo se encontraba Raúl Isaías Baduel, oficial muy cercano políticamente a Chávez y comandante de la 42 Brigada de Paracaidistas con sede en Maracay. El mismo que, días antes, había intentado hablar con el Jefe del Estado para hacerle una advertencia: “El golpe es inminente”.

El Mandatario retornó al Palacio de Miraflores en la madrugada del 14 de abril de 2002, y Baduel se convirtió en un héroe popular, el hombre sereno que logró organizar la respuesta militar contra el golpe. Cinco años después, se trastocó en un “villano” para el proceso bolivariano. Y siete años más tarde, estaba tras las rejas. El miércoles 11 de enero de 2017 comisiones del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin) y de la Dirección General de Contrainteligencia Militar (Dgcim) allanaran su vivienda en el estado Aragua. Un día después, este jueves 12 de enero, le revocaron la medida de libertad condicional y lo trasladaron a Caracas.

Del Samán de Güere al Ministerio de la Defensa

Nacido en el estado Guárico, Raúl Isaías Baduel quedó marcado –tal como lo confesó a la investigadora chilena Martha Harnecker- por las palabras que pronunció el capitán Hugo Chávez, el 17 de diciembre de 1982, durante la conmemoración de la muerte del Libertador Simón Bolívar. Ocurrió en el Cuartel de La Placera (Aragua) y dio paso a un episodio histórico: el juramento del Samán de Güere.


Pese a ser uno de los integrantes del Movimiento Bolivariano Revolucionario 200 (MBR-200), no participó en el alzamiento del 4 de febrero de 1992, pues era partidario de “esperar” dentro de las Fuerzas Armadas (como efectivamente lo hizo). Así pudo proseguir su carrera militar, aun cuando –como también lo diría públicamente- no vivió un “lecho de rosas”.

Su lealtad al Presidente, en 2002, le abrió nuevas puertas, incluidas las del Ministerio de la Defensa. Baduel fue comandante general del Ejército entre los años 2004 y 2006, y ministro de la Defensa entre 2006 y 2007. ha contado públicamente que es seguidor del taoísmo. Sus críticas al proceso comenzaron antes del año 2007, pues ya en 2003 -luego del convulso año 2002- sostenía que era imprescindible revertir “la difícil situación económica por la que está atravesando el país”.


Su distanciamiento

Al calor del debate sobre la reforma constitucional, en el año 2007, Baduel se pronunció en contra de la propuesta que abría las puertas, entre otros cambios, a la reelección presidencial indefinida. El referéndum del 2 de diciembre de ese año le dio la razón: por primera vez Hugo Chávez resultó derrotado en una consulta electoral.

Apenas dos años más tarde, el militar que encabezó la operación para el retorno de Chávez fue arrestado por presuntos hechos de corrupción. Lo condenaron a siete años y 11 meses de prisión por sustracción de fondos públicos (11 millones de bolívares), abuso de autoridad y delito contra el decoro militar.

Encerrado en la cárcel de Ramo Verde, el otrora héroe de la revolución siempre sostuvo que era inocente, que no había pruebas en su contra, que se trataba de un procedimiento amañado. Sin embargo, Hugo Chávez no dudó en calificarlo como traidor, e incluso lo acusó de darle “una puñalada” por asegurar que la reforma constitucional era un golpe de Estado.

En agosto de 2015, una vez realizadas todas las gestiones judiciales y por la mediación de la Defensoría del Pueblo, le otorgaron la libertad condicional bajo régimen de presentación cada 30 días. Su hijo, Raúl Emilio Baduel, no ha corrido con la misma suerte: aprehendido en marzo de 2014 durante una protesta en Maracay (en el contexto de las denominadas guarimbas), el estudiante de ciencias Políticas fue condenado a ocho años de prisión, sentencia –de acuerdo con la organización Foro Penal- ratificada por el Tribunal Supremo de Justicia.

¿Acción “antigolpe”?

El domingo 8 de enero de 2017, el presidente Nicolás Maduro anunció la creación de un comando antigolpe para, según lo justificó, combatir los presuntos planes de golpe de Estado contra su gobierno. El martes 10 de enero, poco antes de partir hacia Nicaragua para participar en la toma de posesión del presidente Daniel Ortega, el mandatario Nicolás Maduro juramentó el comando, que quedó bajo la conducción del vicepresidente Ejecutivo, Tareck El Aissami. Horas después, comisiones del Sebin y la Dgcim se presentaron en la vivienda de Raúl Isaías Baduel. Este jueves 12 de enero, Baduel vuelve a estar tras las rejas.

12-01-17